"A mí y a Daniel nos tocó sacar al país del infierno"

"A mí y a Daniel nos tocó sacar al país del infierno"
Néstor Kirchner afirmó que durante "el gobierno que nos tocó presidir con Scioli le dimos una posibilidad de vida y de destino a los jubilados, recuperamos la industria, el Correo Argentino y la empresa de aguas que volvió a manos de los argentinos". Y fustigó a los que "remataban ministerios y hoy son candidatos de un supuesto PJ disidente", cuyo "neoliberalismo nada tiene que ver con Perón y Evita".

El titular del Partido Justicialista, Néstor Kircher, afirmó esta noche "nosotros no somos el PRO", en alusión a la alianza Unión-PRO que encabezan Francisco de Narváez y Felipe Solá junto al macrismo.

También sostuvo que el modelo que lleva adelante el gobierno nacional "no es el del granero del mundo como quieren las patronales rurales".

"En ese modelo están las políticas nostálgicas, neoliberales. Algunos usaron nuestro propio partido y hoy son candidatos de un supuesto PJ-Disidente", dijo.

Agregó que "acá está este glorioso movimiento justicialista. No tenemos nada que ver con el neoliberalismo, no tenemos nada que ver con el PRO. Estamos con el pueblo, con los trabajadores, con los empresarios nacionales".

Kirchner encabezó un acto partidario en Tres Arroyos, luego de hablar en la sede de la cooperativa eléctrica de esa ciudad bonaerense y de visitar emprendimientos fabriles junto al ministro del Interior, Florencio Randazzo; el jefe de gabinete del gobierno bonaerense, Alberto Pérez y el ministro del gobierno provincial, Eduardo Camaño, además de autoridades locales.

En ese marco, dijo que se debe tener en claro "cuando hablamos de dos modelos: nuestro modelo no es el del granero del mundo como quieren las patronales rurales, eso fue en 1910 cuando muy pocos estaban bien mientras la Argentina estaba con estado de sitio y los dirigentes de los trabajadores presos".

"En la Argentina del Bicentenario queremos la gran producción, pero con valor agregado que es ponerle trabajo argentino, argentinos que puedan trabajar, eso es exportar a todo el mundo el trabajo argentino".

"No es un modelo contradictorio, es complementario", agregó y destacó: "que quede claro que hay dos modelos. El nuestro es el de la producción, el trabajo, la industria, la defensa de lo nacional, la defensa de los derechos humanos".

"Creemos en la soberanía nacional, en Malvinas, en la Nación", enfatizó. Kirchner habló en club Quilmes frente a una multitud de militantes y vecinos de Tres Arroyos.

Comentá la nota