AL CUMPLIR UN AÑO DE GESTION, EL INTENDENTE HALLE AFIRMO QUE EL MUNICIPIO DE PARANA “ESTA INFINITAMENTE MEJOR”

El intendente de Paraná, José Carlos Halle, realizó un balance al cumplirse un año de gestión • Señaló que “estamos infinitamente mejor que en el mes de diciembre del año pasado” y sostuvo que cuando asumió “no existía el Estado y el Municipio no cumplía ninguna de sus funciones básicas”
Luego, sostuvo que, a pesar de dos escollos importantes, como fueron el conflicto agrario y la crisis financiera internacional, “se va a cerrar el año medianamente equilibrados” • Destacó el pago de las deudas y el hecho haber comenzado a generar “inversiones en importantes lugares de la ciudad”, y reconoció que algunas de las políticas de la Municipalidad “han generado resistencia desde algunos sectores de la sociedad” • No obstante, aseveró que “se ha mejorado notablemente” y que “las perspectivas son alentadoras”, aunque admitió que “hay una gran cantidad de demandas insatisfechas y muchas cosas por hacer”.

En diálogo con “Aire de todos” (FM Litoral), el Intendente hizo un balance de lo que fue este primer año al frente de la Municipalidad de Paraná.

En tal sentido, expresó que “con respecto al mes de diciembre del año pasado estamos infinitamente mejor, ya que cuando asumimos no existía el Estado, no había dinero para pagar sueldos, había deudas con todos los proveedores de la Municipalidad y no había plata para clorar el agua, entre otras grandes falencias”.

En ese momento, “el Municipio no cumplía ninguna de sus funciones básicas”, recordó, al tiempo que destacó que “poco a poco pudimos comenzar a organizarnos, y con la ayuda de los trabajadores y de la gente pudimos dar los primeros pasos para salir adelante”.

“En el mes de marzo el Municipio dejó de pedir plata prestada y se empezó a regularizar. Comenzamos gradualmente a organizar el Estado y a estar fuertes financiera y administrativamente, lo cual implicaba un Estado capaz de poder brindar servicios”, relató.

Luego recordó que “cuando estábamos empezando a salir adelante, surgió el conflicto agrario, que repercutió gravemente en el país, en la provincia y en la ciudad. Y cuando finalizó dicho conflicto, empezamos a crecer de nuevo hasta que apareció la crisis financiera internacional y la recaudación empezó a mermar”.

No obstante ello, Halle aseguró que “vamos a cerrar el año medianamente equilibrados”.

Al respecto, informó que se han pagado 40 millones de pesos de deuda, y remarcó que se han implementado “políticas activas” en lo que tiene que ver con el saneamiento, con la basura, con el agua, con las cloacas etc.

Más adelante, hizo hincapié en la importancia de haber comenzado a generar inversiones “en importantes lugares de la ciudad, como el Hipódromo y el Mercado Central” y resaltó el acuerdo alcanzado con la Nación para reasfaltar 100 cuadras”.

Para Halle, “las perspectivas son alentadoras aunque, como se dice vulgarmente, nos haya tocado bailar con la más fea”.

En definitiva, el Intendente reiteró que “estamos mucho mejor que el año pasado”, aunque reconoció que “falta mucho por hacer, ya que sabemos que hay una gran cantidad de demandas insatisfechas”.

En tal sentido, indicó que existen “problemas crónicos, como el transporte, en el cual se ha avanzado, pero falta avanzar mucho más”.

Párrafo a parte, Halle admitió que algunas de las políticas de la Municipalidad “han generado resistencia desde algunos sectores de la sociedad”.

En este marco, hizo mención “al saneamiento del volcadero”, a la iniciativa para “generar inversiones en un espacio vacante que nadie utiliza, como es el Hipódromo”, al ordenamiento de los vendedores ambulantes, de los artesanos y al aumento del boleto de colectivos”.

Por último, destacó que uno de los objetivos es “ordenar el Estado” y, a partir de ahí, “ordenar la ciudad”, y resaltó que “aunque se ha mejorado muchísimo, todavía restan muchas cosas por hacer”. (APF.Digital)

Comentá la nota