Cuentas municipales Zúccaro admite que los números del 2009 cerrarán en rojo

Según el intendente, el ex secretario de Hacienda preveía un rojo superior a los 30 millones de pesos. Pero el mandatario local si bien admite el desbalance asegura que se reducirá sensiblemente. Confirman la salida definitiva de Ondarza.
El intendente Humberto Zúccaro admitió que las cuentas comunales de este 2009 arrojarán déficit, lejos de lo que fue el balance del 2008, cuando se registró un superávit de 5 millones de pesos, sobre una recaudación final de 196 millones.

Este año el presupuesto de Pilar está situado en los excepcionales 480 millones de pesos, ya que 180 millones son fondos que el gobierno de la Nación tiene comprometido con el distrito, para la ejecución de Obra Pública.

Pero del original cálculo de 300 millones se estaría lejos. Tanto, que se prevé un déficit que para los más pesimistas superaría los 25 millones de pesos, mientras que, por el otro lado, otros señalan que el desbalance no va a ser tan desequilibrado.

Pero para eso, el Gobierno ha arremetido contra dos frentes: uno tiene que ver con un grueso recorte de gastos que ronda el 30 y 40% según las áreas, mientras que por el otro se busca mantener el ritmo de la recaudación, que cada vez se hace más lento de la mano de la crisis económica que ya golpea a todos los ámbitos.

Es por eso que el gobierno, respecto a este último caso, inició un mecanismo de presión sobre los morosos, con el objeto de amortiguar la caída de la recaudación.

De todos modos, el propio Zúccaro acepta que el plan no revierte el déficit de manera significativa, al menos en un corto tiempo.

Es que las clausuras son preventivas, por 72 horas, y responden a que las empresas no presentaron las declaraciones juradas de sus ingresos, lo que impide que la comuna calcule el tributo de Seguridad e Higiene. Pero una vez que esa documentación es presentada, las fajas ya no sirven para meter presión, y si el comerciante no paga lo único que queda a mano es la vía judicial, que se abre como un lento y sinuoso camino que retrasa demasiado los tiempos.

Sin embargo, claro, Zúccaro se acomoda en el lugar de los optimistas: "El (ex) secretario de Hacienda (Daniel Ondarza) había calculado índices de déficit y nosotros, poniéndonos al frente de la economía, vamos a lograr una reducción y llegaremos a fin de año con un presupuesto equilibrado, aunque el déficit va a estar, porque también se ve en nación y Provincia".

Ondarza, antes de su salida de la comuna en una licencia que, el propio Zúccaro confirmó, será definitiva, calculaba un déficit cercano a los 30 millones de pesos, una cifra que despierta en Zúccaro el más profundo de los rechazos.

"Es una exageración", repite Zúccaro, mientras afina en lápiz y achica los agujeros por donde se escapan los fondos.

Y revertir esa situación parece haber sido uno de los puntos que apuraron la salida de Ondarza. "El (ex) secretario de Hacienda creía que con políticas libres de presión se iba a llegar a ver resultados, pero ya se ve que la gente responde cuando el intendente se pone al frente de la economía", disparó el jefe comunal en declaraciones a un matutino local.

Comentá la nota