Cuba: disidentes a Fidel Castro hablaron sobre la falta de libertad en la isla

Cuba: disidentes a Fidel Castro hablaron sobre la falta de libertad en la isla
Frente a las cámaras de C5N, quienes se oponen a la dictadura hablaron de sus frustraciones, la asfixia constante y los presos políticos. "Para muchos, escapar es la solución", confesaron
Las cámaras de C5N estuvieron en Cuba para mostrar la realidad de la isla, aquella impresa por el régimen dictatorial de Fidel Castro en la que no se han visto cumplidas las promesas de la revolución cubana y donde se han cercenado las libertades.

Hilda Molina, la médica disidente a la que no se le permite salir de aquella especie de prisión sin rejas, habló sobre las privaciones que sufre en carne propia y las que padecen los miles de cubanos en la isla.

Ella, que desde hace 15 años pide permiso para abandonar el país y venir a la Argentina con la intención de ver a su hijo, quien huyo de las tierras gobernadas por los dictadores Castro, lanzó: "Este sistema te expropia el espíritu, el alma".

En lo personal, relató que "me hicieron lo peor: no dejarme ver a mi hijo y a mis nietos... y eso el gobierno cubano lo sabe. Si me hubieran fusilado me hubieran hecho mejor. Están las muertes rápidas y las muertes lentas, que me hicieron vivir a mí los últimos 15 años".

También mostró la crueldad de régimen al contar que una vez, cuando su nieto estaba haciendo sus primeros gorjeos, recibió un llamado de su hijo para que ella escuchara las gracias del bebé. Sin embargo, la comunicación se cortó y a los pocos minutos recibió otro llamado, esta vez de un desconocido, que le dijo, entre risas: "Nunca lo vas a poder eschucar".

"Me siento en deuda con mi hijo porque lo hice nacer aquí. No sé si Dios me ayudará a compensarle a mi hijo la deuda que tengo con él", apuntó.

Ahora, ya en las privaciones más generales, dijo que "el gobierno cubano siempre pone condiciones", al punto que "no hay posibilidad de estudiar si no es para el gobierno". "Aquí cualquiera que vaya a salir tiene que tener un permiso del gobierno cubano y lo da si lo considera pertinente", agregó.

Por su parte, Yoani Sánchez, la blogger cubana reconocida y premiada en el exterior, feliz de, como ella dice, haber abierto una grieta en el muro para mostrar la triste vivencia cubana, subrayó: "Vivir en Cuba es frustrante. Todos aquellos sueños que nos prometieron no se cumplieron".

A su vez, se mostró dolida por "los controles, la asfixia, la apatía generalizada, y la idea de que el país no nos pertenece". "Esa apatía se canaliza en poner los ojos en otros lugares... Escapar es la solución", continuó.

Sánchez también criticó la educación y la censura que impone el régimen. "Somos inculcados desde niños con la autocensura. Siempre hay alguien más arriba que nos dicta qué hacer. Eso en la juventud se tradujo en la censura", explicó, al tiempo que señaló: "En la escuela los niños aprenden qué decir frente a la maestra y en la familia. Ese proceso de adquirir la máscara convierte a los cubanos en simuladores (...) El instinto te dice que para preservarte debes aplaudir. Se torna muy arriesgado decir que no estás de acuerdo".

Al mismo tiempo, la blogger apuntó que el pueblo cubano demanda "las libertades económicas de crear pequeñas y medianas empresas donde se pueda desarrollar la inventiva, también la migración, que se puede reunir con las familias sin controles y sin limitaciones, y la libertad ciudadana".

Quienes también hablaron fueron las Damas de Blanco, mujeres que tienen presos a esposos, hijos, familiares en general, por - explican - "la libre expresión, por pensar, por escribir".

"El Gobierno de los Castro prefiere tener en sus calles a delincuentes, violadores y asesinos que estén a favor del régimen, pero tras las rejas están los disidentes", dijeron, y explicaron que "vestimos de blanco comos símbolo de la paz, de la pureza, de la inocencia de estos hombres que aman a la patria, que quieren la libertad para nuestros hijos y para las próximas generaciones".

"El pueblo cubano necesita libertad", clamaron.

Finalmente, Martha Beatriz Roque y Vladimiro Roca, dos disidentes que fueron encarcelados, tomaron la palabra frente a las cámaras de C5N. La primera, una mujer del grupo de los 75, que en 2003 fue encarcelado para acabar con la oposición política, dijo que Fidel Castro "llegó al poder como un gobierno populista y se metió al pueblo en el bolsillo. De ahí creo una serie de mecanismos para controlar a la gente".

Por su parte, el segundo, explicó que "buscamos la liberación de los presos políticos. No queremos presos por pensar distinto o por querer otras metas que no son las del gobierno".

Por último, dedicó unos segundos a la persona de Fidel y concluyó: "No sé si cerró los ojos, pero, a los efectos prácticos de los cubanos, está muerto".

Comentá la nota