Cuando se habla de brote

En Rosario las autoridades sanitarias no ocultaron su preocupación en torno a una pareja que falleció la semana pasada, presuntamente tras haber contraído la enfermedad en Córdoba. En la actualidad el control más estricto está en la zona de la costa.
El Ministerio de Salud informó que ya son 20 los casos positivos de leptospirosis registrados en la provincia. "Son positivos por prueba de laboratorio, pero después necesitan reconfirmaciones con segundas pruebas", aclaró la directora de Promoción y Prevención de la Salud, Andrea Uboldi. Del total de casos detectados, la mitad corresponde al nodo Santa Fe, 8 al nodo Rosario, y los otros dos a Reconquista y Venado Tuerto. En Rosario las autoridades sanitarias no ocultaron su preocupación en torno a una pareja que falleció la semana pasada, presuntamente tras haber contraído la enfermedad. El virus les habría causado la muerte tras presentar fuertes síntomas febriles. La pareja estuvo días antes en la localidad de San Marcos (Córdoba) y los familiares que vacacionaron con ellos se encuentran en observación, hasta tanto se tenga certeza de cuál fue la causa de los decesos. El secretario de Salud Pública Municipal, Lelio Mangiaterra, dijo a Rosario/12 que se trata de una "sospecha muy fuerte", pero que hoy se obtendrían los resultados de estudios que se están realizando.

Según trascendió, se trata de Alicia López, de 52 años, y Jorge Reano, de 55, quienes con otros familiares estuvieron el mes pasado de vacaciones en la localidad cordobesa de San Marcos. Aunque no está establecido el contagio de leptospirosis, y si ésa fue la causa de los fallecimientos, Mangiaterra mencionó que los síntomas que presentó el matrimonio tras la vuelta del viaje "son muy compatibles" con la enfermedad, pero que "hay varias enfermedades que tienen signos febriles y coinciden entre sí", aunque en este caso se trata de "manifestaciones de síndromes febriles con mucha posibilidad de que sea leptospirosis". Una primera prueba dio como resultado un posible caso de la enfermedad.

La mujer falleció el miércoles de la semana pasada y su marido, el viernes último. Por su parte, el resto de los familiares que participaron del viaje se encuentran bajo tratamiento y en observación.

Se trata de un virus que se contrae en contacto con agua, o por medio de alimentos o suelos contaminados con la orina de animales infectados, sobre todo roedores. Es una enfermedad de distribución mundial, tanto en zonas urbanas como rurales, y se presenta con más frecuencia en lugares de clima subtropical o tropical húmedo, con alta prevalencia en sitios donde existen grandes precipitaciones pluviales, por lo que en esta época del año deben extremarse las medidas preventivas.

Los especialistas explicaron que la transmisión de la enfermedad se da por contacto cutáneo, especialmente si la piel se encuentra erosionada, o de las mucosas, ojos y nariz, con agua, tierra húmeda o vegetación contaminadas con la orina de animales infectados.

El ministro de Salud, Miguel Cappiello, confesó su preocupación por las familias que se mantienen en lugares propicios para la proliferación del virus. Consultada por el diario El Litoral, Uboldi confirmó que "el único lugar donde tenemos concentración de casos sospechosos es la ciudad de Santa Fe, en el marco de la crecida del río y de distintas zonas anegadas". Explicó que "frente a la aparición de varios cuadros febriles, se empezó el tratamiento profiláctico con suministro de antibióticos a personas inundadas, recomendación sobre la recolección de basuras, eliminación de roedores".

La funcionaria provincial comentó que el trabajo se hizo también en algunos barrios capitalinos pero básicamente por los anegamientos producidos por las lluvias. "En la actualidad puntualizó , el control más estricto está en la zona de la costa porque es donde aumentan las sospechas sobre los cuadros febriles. Cuando hablamos de brote especificó , es porque se supera el número de casos esperado; estamos tratando de confirmar que así sea". Uboldi recordó que casos de leptospirosis "hay en toda la provincia" pero aparecen esporádicamente. "Nos centramos en Santa Fe, en la zona de la costa, porque hubo un incremento de los casos febriles; algunos se confirmaron como leptospirosis y otros están en estudio. Por eso se trabaja como si fuese una situación de brote. Es decir, si teníamos un caso cada tres meses y ahora tengo cuatro (por ejemplo en Alto Verde), el número cuadriplica al que se tenía, entonces es cuando surge la expresión 'brote'", explicó.

Comentá la nota