"Cuando escucho a la Presidenta siento vergüenza de género"

"Cuando escucho a la Presidenta siento vergüenza de género"
Dice que Cristina hace un manejo hipócrita del tema de la mujer. "Jamás me peleé con Carrió".
Esta entrevista se hizo en el bar del Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires (MALBA), en el mismo momento en que una cola larguísima de extranjeros esperaba para entrar a ver una exposición sobre Andy Warhol. Sin quererlo, la diputada nacional Margarita Stolbizer estaba un poco al tono de esa muestra de arte pop: vestía una camisa clara con redondeles rojos y negros, y llevaba unos gigantescos anteojos de sol de marco blanco. La acompañaba su esposo, Juan, que a pesar de sus deseos terminó formando parte de la charla.

¿Discute de política con su marido?

Y, sí.

¿Y quién gana?

Tenemos muchas coincidencias. Yo lo escucho mucho a él.

¿Y alguna vez le hace caso?

Sí, sí. Lo escucho como un ciudadano común que me aporta ideas sobre lo que se dice en la calle, en el bar, en Tribunales, porque él es abogado. Los políticos no podemos caer en el aislamiento. Tenemos que saber lo que pasa a nuestro alrededor. Él, para mí, es la voz de la calle, pero también de la conciencia.

No sé si se puede contar pero se lo pregunto igual: ¿Con qué cuestión política terminó haciendo lo que le decía su esposo?

Muchas veces pasa que le hago caso. No sé si está bien que lo diga, pero él siempre tuvo muchos prejuicios con el armado que hicimos con Elisa Carrió. Yo creía mucho en la Coalición Cívica pero él pensaba que yo tenía que trabajar más independiente.

Tuvo razón su esposo: terminó peleada con Carrió.

Con ella nunca tuve choques, esa es la verdad. Se montó toda una elucubración sobre un pelea pero yo jamás me peleé con Carrió. Tenemos, sí, opiniones distintas sobre un montón de cosas.

¿Cómo cuáles?

Ella no cree en el diálogo con los que piensan distinto, y yo sí.

¿Se imagina como posible compañera de fórmula de Julio Cobos? Él ya dijo que iba a candidatearse en el 2011.

Nooo. Yo no hago política para ser vice de nadie.

¿Quiere decir que la fórmula que más le gustaría es Stolbizer-Cobos?

Stolbizer no alcanzó a responder la pregunta debido a que la asustó un ruido sorpresivo: el vaso con el que su esposo tomaba un café cayó sobre la mesa y casi se rompe. "¿Te asustaste con la pregunta?", le preguntó la diputada a su marido. Él no dijo nada, apenas una mueca nerviosa, y entonces ella siguió:

No está en mis planes hoy ser candidata a presidenta, no me imagino en esos cargos, pero tampoco imaginé nunca las candidaturas a las que me postulé. Este es un tiempo riquísimo. Mirá: todo el mundo sabe que se terminó el tiempo de los Kirchner. Lo importante es tener la capacidad y la responsabilidad para reemplazarlos.

¿Qué siente cuando escucha a la Presidenta decir que le cuesta más gobernar porque es mujer?

Siento vergüenza de género. Lejos de la solidaridad de género, me hace sentir vergüenza. Cristina ha hecho una utilización de los temas de género demostrando una hipocresía discursiva muy grande. Lo mismo hacen con otros temas: los Kirchner hicieron una sobreutilización y abusaron de los derechos humanos, por ejemplo. Sobre todo en esta etapa, se ven características muy claras de los Kirchner. Tienen grandes contradicciones y confusiones ideológicas; tienen rasgos de brutalidad en los métodos (todo es apriete y amenaza); son muy intolerantes y crueles con los que no piensan como ellos; y son torpes, no piensan las cosas. Son parecidísimos a Menem, pero él tenía gente inteligente alrededor. Estos, en cambio, son precarios, primarios.

A fines de los '90, en su época de diputada, compartió bancada con Cristina Kirchner. ¿Cómo era ella en esa época?

Tenías las mismas características que se le ven ahora, como la arrogancia. Pero te mentiría si no te dijera que yo creí que iba a ser distinta. Es una persona muy inteligente, muy militante, muy preparada, muy firme en sus convicciones. La verdad es que yo, al principio, creí en ella y pensé que podía ser diferente a su marido. Cometí esa ingenuidad.

Comentá la nota