Cuando calienta el sol

“Hay que ir a internas en Santa Fe”

Los empleados de la entrada de la Cámara de Diputados adivinan que la cita es con Agustín Rossi. No son mentalistas. Es el único diputado en el edificio, en pleno receso de verano y a las 9 de la mañana.

–Usted logró que se apruebe la Resolución 125 en Diputados, pero pertenece a una provincia agropecuaria. ¿En lo personal, ganó o perdió?

–Es muy difícil contestar la pregunta en esos términos. Indudablemente el conflicto con el sector agropecuario donde más afectó fue en las provincias con mayor desarrollo en esa actividad. Es un dato de la realidad. Pero estoy contento con lo que hicimos en Diputados cuando se trató la 125 porque le introdujimos una serie de elementos que hoy mismo se vuelven a reclamar desde el sector agropecuario, por ejemplo la segmentación de pequeños y medianos productores, haber bajado el 30 por ciento de retenciones a la soja para los de menos de 300 hectáreas, la compensación por flete. Yo reivindico mi tarea y la del bloque. Nadie puede decir que lo que se votó en Diputados fuera en contra el sector agropecuario.

–¿Va a ser candidato a diputado por Santa Fe este año?

–Sí, si los peronistas de la provincia quieren. Porque hay que ir a internas.

–¿Hay más chances de una interna que de una lista de unidad con Reutemann?

–Yo no tengo problemas en participar de una lista de unidad con todos los sectores del peronismo, que incluye a Reutemann, obviamente. Si eso no se puede lograr porque hay otros sectores que no tienen esta misma vocación, serán los afiliados del PJ los que decidan. No hay ningún dirigente de la provincia, por más importante que sea, que pueda poner su dedo sobre mi figura para decidir “vos podés ser candidato”.

–¿Una interna entre Reutemann y Rossi sería un referéndum sobre la 125 y el voto “no positivo”?

–No creo que sea así. En todo caso, nosotros vamos a reivindicar nuestra forma de ver las cosas, la pertenencia del peronismo provincial al proyecto político del gobierno nacional. Podemos tener diferencias pero debe haber un núcleo de ideas básicas comunes, entre las cuales la adhesión a las políticas y al proyecto que han expresado primero Néstor Kirchner y después Cristina tiene que estar presente.

–¿Cuál es la visión de Kirchner de la interna peronista en Santa Fe?

–Kirchner tiene una visión positiva del peronismo en la provincia. En una primera mirada, me parece que el presidente del PJ preferiría un encuentro de todos los sectores internos sin exclusiones.

–Hay dirigentes peronistas que piensan que es negocio despegarse del Gobierno en distritos refractarios al kirchnerismo.

–Obviamente, no es mi caso. Y hasta si lo veo desde el punto de vista especulativo tampoco creo que eso sea valorado por la sociedad. La sociedad ve hipocresía en esas actitudes. Además, hubo muchos santafesinos que apoyaron las políticas nuestras. En los centros urbanos, en el cordón industrial, en la base propia del PJ el Gobierno tiene altos niveles de adhesión.

–¿El peronismo está en condiciones de ganarle a Hermes Binner?

–Sí. No es una elección que aparezca en la previa con un resultado jugado. Tenemos dirigentes de peso personal y peso territorial importante. Donde hemos perdido veo al partido recompuesto. El gobierno de Binner había generado muchas expectativas en el santafesino medio y no se cumplieron. La gestión no se corresponde con el discurso previo. Es la primera vez que vamos a una elección siendo opositores. Y no hay 2011 sin 2009. El escenario que configure el 2009 es el que va a bosquejar el 2011. Además, el nivel de obra pública del gobierno nacional es muy alto en Santa Fe y el santafesino va a valorar eso. También el Gobierno va a poder mostrar una alta performance en el manejo de la crisis económica internacional. Ya lo ha demostrado en estos meses con resultados excelentes.

–Antes el Congreso no figuraba en los noticieros y en la última mitad del año muchos legisladores se hicieron famosos.

–No sé si la tarea fue más intensa, pero sí más visible. Se trató una cantidad de temas que tuvieron repercusión pública notoria y el Congreso recuperó una imagen que no tenía en los años anteriores. Yo estoy muy contento con el bloque que me toca presidir.

Comentá la nota