"Cualquiera sea el fallo, vamos a seguir la lucha"

"Cualquiera sea el fallo, vamos a seguir la lucha"
A una semana del inicio de las audiencias en la Corte Internacional de La Haya, los asambleístas de Gualeguaychú volvieron a encabezar una importante marcha en rechazo a la papelera de Botnia y ratificaron que no abandonarán el reclamo a pesar un fallo adverso.
Bajo el lema "La verdad reclama, fuera Botnia", la movilización al puente "General San Martín" se unió en un reclamo al tribunal internacional para que ordene el "desmantelamiento" de la planta finlandesa, al tiempo que rechazó las voces que desde Uruguay hablaron de un fallo "salomónico" que permita retomar el diálogo bilateral.

"Cualquiera sea el fallo, vamos a seguir luchando para que las industrias sucias no vengan a traernos su basura", señalaron los asambleístas en el documento leído sobre el puente internacional al término de la movilización.

Agregaron, incluso, que su mayor certeza es que "Botnia contamina", por lo que "la única manera de resolver el conflicto es que sea desmantelada", con lo que desacreditaron la propuesta del candidato presidencial oficialista de Uruguay, José Mujica, para que Botnia invierta en proyectos turísticos en Gualeguaychú a cambio del levantamiento del corte en la ruta 136.

"No hay resarcimiento de ningún tipo que pague lo que ocasiona de manera permanente sobre un recurso agotable y todo lo que habita en él y vive gracias a él. No habrá solución posible mientras Botnia permanezca donde está", subrayaron los asambleístas, que mantienen bloqueado el paso internacional hace casi tres años.

A la espera de la difusión de los elementos de prueba que presentará el gobierno argentino ante el máximo tribunal de la ONU, los asambleístas pidieron a los jueces de La Haya que "no prioricen la rentabilidad de las multinacionales por sobre la vida digna y saludable de poblaciones enteras".

Para el presidente Tabaré Vázquez los asambleístas tuvieron las acusaciones más duras por haber "entregado al pueblo a Finlandia y a Botnia", en tanto que al gobierno de Cristina Kirchner volvieron a reclamarle que "obstaculice" el funcionamiento de Botnia con la aplicación del Código Aduanero y la "decisión política" de comprometerse con una ley nacional de la madera.

"Los niños no se desarrollarán plenamente respirando sulfhídrico y usted, señora Presidenta, también será responsable de lo que ocurra de aquí en adelante. Hoy, más que nunca, exigimos: Justicia en La Haya, para que Botnia se vaya", concluyeron los asambleístas.

La concentración fue lenta pero incesante e, incluso, cuando ya estaba avanzado el acto de protesta, seguían llegando automóviles, camionetas y ómnibus con vecinos que, como un camino de hormigas, iban y venían con sus familias.

Pasado el mediodía, sobre la cabecera del puente, se realizó una oración ecuménica con la presencia de sacerdote católico y párroco de la Catedral de San José de Gualeguaychú, Mauricio Landra y otros pastores y ministros religiosos.

"Algunos nos han dicho que no tenemos que meternos, que la Iglesia y las religiones tendrían que dedicarse a lo suyo. ¡Pero si esto es también lo nuestro! Porque esta también es la tierra de nuestras familias y amigos, la que muchos trabajan de sol a sol, la que queremos dejar como herencia", señaló Landra ante la multitud que escuchaba en absoluto silencio.

La próxima presentación argentina ante la Corte Internacional se realizará durante las audiencias orales en La Haya convocadas entre el 14 de septiembre y el 2 de octubre, mientras que la sentencia final está prevista para marzo o abril de 2010.

Comentá la nota