Cromañón: la fiscalía pidió 23 años de prisión para Chabán y 15 para el grupo Callejeros

Cromañón: la fiscalía pidió 23 años de prisión para Chabán y 15 para el grupo Callejeros
Además, el fiscal Jorge López Lecube solicitó 16 años de cárcel para Raúl Villarreal -mano derecha de Chabán-, 17 para un ex subcomisario y dos años para tres ex funcionarios porteños
El fiscal Jorge López Lecube pidió esta medianoche 23 años de prisión para Omar Chabán por el delito de "incendio seguido de muerte" y el pago de coimas a la policía por la tragedia en el boliche República Cromañón, que provocó la muerte de 194 personas.

A su vez, pidió 17 años de prisión para el ex subcomisario Carlos Díaz por el delito de incendio seguido de muerte y el cobro de coimas, 16 años para Raúl Villarreal, como partícipe necesario en el incendio y el pago de dádivas, y 15 para los ocho integrantes de Callejeros por el incendio seguido de muerte y partícipe secundario de cohecho activo.

Además, pidió una pena de dos años para los ex funcionarios porteños Fabiana Fiszbin, Gustavo Torres y Ana María Fernández por "incumplimiento de sus deberes" y la absolución del ex comisario Miguel Ángel Belay, al no poder comprobar que haya cobrado coimas.

Cabe destacar que López Lecube tuvo en cuento como agravante "la cantidad de víctimas" y como atenuante que los imputados no tenían antecedentes penales.

"Señores jueces ¿Qué pasó en Cromañón? ¿Por qué paso lo que pasó y quienes son los responsables?", comenzó el fiscal su alegato dirigiéndose a los integrantes del tribunal oral criminal 24. "Esa respuesta la obtendremos seguramente el 19 de agosto cuando se de la sentencia", se respondió .

Luego, señaló que durante el juicio se intentó culpar de la tragedia al ex jefe de Gobierno Aníbal Ibarra, al dueño del local Rafael Levy, a los grupos de seguidores de Callejeros, a los que prendieron las bengalas. "Esto me hace acordar a un juego infantil: el gran bonete", dijo y luego comenzó con las acusaciones.

"Cuando habló ante el público usó la palabra muerte y se representó eso como una realidad posible", señaló el fiscal sobre las advertencias que Chabán hizo al público para que no usen pirotecnia la noche de la tragedia el 30 de diciembre de 2004. Inclusive el representante del ministerio público recordó que el ex gerenciador dijo que "se iban a morir todos".

López Lecube también señaló que Cromañón ya había sufrió dos principios de incendio el 1 de mayo y el 25 de diciembre de 2004 también en recitales. "Sabía que eso se podía volver a prender fuego y nada hizo para evitarlo", acusó.

El fiscal sostuvo que a Chabán "tenía un fin de lucro" por todas las irregularidades que había en Cromañón. "No está mal que lucre con la cultura. Lo que está mal es que no respete la vida de sus semejantes en su afán de lucro", agregó.

López Lecube le imputó a Chabán tener la media sombra, guata y espuma de poliuretano en el techo del local, no implementar un cacheo "eficaz" para evitar el ingreso de pirotecnia, permitir el ingreso de más gente de la habilitada, no tener expeditos medios de evacuación, no capacitar al personal en seguridad y no contar con el certificado de bomberos al día.

El fiscal sostuvo que Chabán y Callejeros fueron coorganizadores del recital, que compartieron las funciones de seguridad la noche de la tragedia y que pagaban coimas a la policía para evitar controles sobre el ingreso de público y de pirotecnia.

Sobre la puerta alternativa en la que murieron gran cantidad de víctimas y que tenía un candado y alambres, el fiscal dijo que no estaba cerrada sino que su estado era de clausura. "No se la cerró, se le impidió que fuera utilizada como una puerta que tiene una barra antipánico para ser utilizada como salida de emergencia", criticó.

De Callejeros, López Lecube dijo que "fomentaban el uso de pirotecnia" y que "eran concientes del riesgo que implicaba" utilizarla en un lugar como Cromañón del que "conocían las características del lugar". López Lecube consideró a los ocho integrantes de Callejeros como "un grupo" y no distinguió mayores responsabilidades o jerarquías. El fiscal también dijo sobre la relación entre el grupo y el público que "si una banda baja una línea el público actúa en consecuencia".

Finalmente, del pago de coimas al ex subcomisario Díaz, el fiscal dijo la plata para esas dádivas Callejeros "la deducía de los gastos y se beneficiaban con el exceso de público".

Comentá la nota