Críticas de la UNLP al pliego licitatorio de recolección de residuos

Críticas de la UNLP al pliego licitatorio de recolección de residuos

Referentes de la Universidad se acercaron al Concejo Deliberante local y brindaron sus aportes. La oposición continúa denunciando direccionamiento en el concurso.

En una nueva reunión de la comisión de Medioambiente y Calidad de Vida, presidida por el edil Gastón Crespo, representantes de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP) acercaron sus propuestas y críticas al pliego licitatorio de recolección de residuos que aún continúa sin ser tratado en el Concejo Deliberante. 

Desde la casa de altos estudios remarcaron algunas cuestiones que ya vienen siendo foco de discusión dentro del cuerpo legislativo: por un lado, el hecho de que el plan de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos (Girsu) no ha sido bien explicitado para la región; por el otro, la inquietud ante el costo total de este sistema, que tampoco ha sido definido y claramente puede superar el 25% del Presupuesto municipal. Así, pese a que pasan los días, el pliego continúa sin estimar valores ni proyectar montos a desembolsar por el servicio.

Por otra parte, los especialistas de la UNLP remarcaron imprecisiones e indefiniciones con respecto a todo lo que se pretende hacer en torno al Girsu, especialmente en relación con los residuos secos o bolsa verde. Detrás de este pliego se esconden graves irregularidades en el millonario convenio firmado por el intendente Julio Garro y la empresa que hoy está a cargo de la recolección de residuos, Esur. 

“Fuimos invitados por el presidente de la comisión de Medioambiente, el concejal Gastón Crespo, que le acercó en su momento el pliego al equipo que viene trabajando en el marco del Consejo Social en lo que tiene que ver con una concepción integral de recolección de residuos, pero orientada a la gestión social. Hicimos observaciones y se acercaron muchos concejales, junto con presidentes de otras comisiones. Realmente fue un espacio interesante para el debate”, explicó en diálogo con diario Hoy Inés Iglesias, directora del Consejo Social de la UNLP.

El principal eje de las críticas apunta a que el pliego presentado por el Ejecutivo que comanda Julio Garro carece de sensibilidad con respecto a los actores sociales que participan de la recolección de residuos más allá de las empresas. Se trata de trabajadores de sectores vulnerables, cuyo plato de comida depende de la labor diaria. Así, los residuos son el sustento de muchas familias que recolectan diariamente por las calles de la ciudad como estrategia de supervivencia. Sin embargo, desde la gestión municipal obviaron a las cooperativas y también a los llamados recuperadores urbanos. 

“Es necesario el reconocimiento de que hay gente que trabaja con estos residuos, que viven de ellos. Muchas veces lo hacen en condiciones en las que nadie querría trabajar y nos parece que eso tiene que estar contemplado, tanto en el pliego como en políticas complementarias”, sostuvo Iglesias. 

La reticencia por parte del oficialismo a dialogar este tema fue tal que en cierto momento Iglesias debió interrumpir la oratoria de Fernando Ponce, presidente del Concejo Deliberante, para preguntarle, ante el tono de sus expresiones, si la presencia de la UNLP dentro del recinto molestaba. En este marco, la directora del Consejo Social de la Universidad insistió en remarcar que “no es capricho debatir la tracción a sangre y el lugar que ocupan los carreros en este pliego”, porque en muchos casos hay niños y adolescentes que realizan ese trabajo. 

Planes de educación

Por su parte, en el escrito que la Universidad presentó a los funcionarios que participaron del encuentro, los representantes de la institución destacaron la inexistencia de planes de educación e información a la comunidad, así como tampoco hay actividades de concientización.

Cuestionamientos de los ediles

Ante una consulta de este medio, la concejal Florencia Rollié (Cambiemos) destacó: “Fue muy positiva la visita de la Universidad. Trajeron un informe muy completo, un análisis muy detallado sobre dos puntos centrales: por un lado, el tema del reciclado y cuál es el papel que va a tener en el nuevo sistema, su importancia y los recursos que se van a dedicar y, a su vez, la cuestión de los reciclados urbanos y cómo se incorporan a este sistema. Ellos detectaron estas dos falencias en el pliego ya que el reciclado no tiene importancia ni peso en la propuesta del Poder Ejecutivo. La de la UNLP es una opinión con muchos fundamentos y que vale la pena incorporar al pliego”.

Por su parte, Crespo (GEN) consideró: “Vino la Universidad a traer su opinión sobre el pliego de licitación y sobre el proceso de la gestión íntegra de residuos sólidos urbanos. La idea es tratar el pliego este año. Seguramente las próximas reuniones van a ser con otros invitados, pero ya pensando en incorporar los puntos que va a agregar cada uno de los concejales, sean o no de la comisión”. 

El edil kirchnerista Guillermo Cara sostuvo que “vemos más de un punto en el pliego que indica una licitación totalmente direccionada para que un escaso grupo de empresas puedan acceder. Esperamos que en el transcurso de los días este pliego se modifique, que no venga como tantas otras ordenanzas traídas por el Poder Ejecutivo, que pasan por el Concejo sin ningún tipo de modificaciones. Esto es algo muy sensible. Hablamos de un estado municipal muy controlado y direccionado por las empresas”. 

Coment� la nota