Críticas a Moyano en un congreso sindical.

Los "Gordos" vuelven a mostrar su poder.
Las críticas al estilo de conducción y a las pretensiones políticas del jefe de la CGT, Hugo Moyano, dominaron el congreso sindical de la Federación de Trabajadores de la Sanidad (Fatsa), encolumnada en los "Gordos" del sindicalismo.

La elección de la lista Azul, que conducen Carlos West Ocampo y Héctor Daer, para otro período de cuatro años, estuvo teñida por los coletazos de la interna sindical.

West Ocampo requirió que el gremio tuviera "un papel protagónico como parte de la política surgida de los partidos, a través de sus ideas y de una plataforma, y no de candidatos que bailen bien en programas de televisión [por Francisco de Narváez en ShowMatch] o que anden bien en lancha [por Daniel Scioli] o se hayan destacado en carreras de automóviles [por Carlos Reutemann]".

Con el mismo tono crítico, Daer señaló las diferencias del sindicato respecto de las pretensiones políticas de Moyano. El camionero avanzó recientemente en sus aspiraciones para la candidatura presidencial o como gobernador de la provincia de Buenos Aires para 2011, e intentará crear una corriente de opinión propia.

"No tenemos el mesianismo de pretender un Partido Laborista que lleve a un candidato del movimiento obrero -subrayó Daer, en obvia alusión al camionero- sino que el sindicalismo tenga un rol protagónico."

Daer destacó que el gremialismo representado en la CGT "nunca tuvo tan escasa representación parlamentaria como la actual", a pesar de los supuestos reclamos de Moyano frente al entonces presidente del justicialismo, Néstor Kirchner, de cara a las elecciones del 28 de junio pasado.

El congreso sindical que se reunió el 27 y 28 en esta ciudad cordobesa reunió a delegados de 40 filiales de todo el país. Y fue una muestra del ánimo que une a los "Gordos" del sindicalismo, que esperan un cambio en la conducción de la CGT.

Sólo una frágil tregua los mantiene unidos al sector que conduce Moyano, al que acusan de manipular los fondos estatales que llegan a los gremios, entre otros cargos.

Los "Gordos" tampoco comparten el alineamiento total de Moyano con el Gobierno; prefieren una CGT más independiente para estos tiempos.

Comentá la nota