Críticas y elogios de los intendentes bonaerenses

Críticas y elogios de los intendentes bonaerenses
La herramienta ideada por el Gobierno para crear 100 mil puestos de trabajo generó reacciones dispares entre los jefes comunales. En Echeverría dicen que necesitan "más tiempo" para implementarlo, porque es "imposible" absorber mil personas en apenas dos meses.
Además del rechazo de varias organizaciones sociales al plan Argentina Trabaja, el programa de cooperativas laborales con las que el gobierno nacional prometió crear cien 100 puestos de trabajo en seis meses, varios intendentes oficialistas también farfullan bronca por lo bajo.

Entre los intendentes del Frente para la Victoria, el que más resistencia pone al plan gubernamental es, paradójicamente, el jefe comunal que más trabajó en el área social: Fernando Gray, el intendente de Esteban Echeverría. Gray se desempeñó desde el año 2002 hasta 2007 en el Ministerio de Acción Social de la Nación. Ese año fue electo jefe comunal, con el 25 por ciento de los votos. Este año alcanzó el 47 por ciento.

La semana pasada, llamó a su ex jefa Alicia Kirchner para decirle que él no iba a respetar los tiempos que se quieren imponer desde el gobierno nacional. Cree que es imposible cumplirlos por lo complejo. "No nos negamos", explicó a Crítica de la Argentina, "pero la implementación de un plan de estas características requiere más tiempo y más organización si, además, se quiere hacer de manera trasparente".

"Imagínese, tengo que absorber mil personas en dos meses. A la gente hay que capacitarla, organizarla, poner jefes, darle ropa de trabajo, herramientas, un lugar desde donde salir a trabajar todos los días, el tema del trasporte. Yo, así, no puedo", se quejó. Gray tuvo en su municipio el episodio de protesta más violento del Gran Buenos Aires. La queja de las organizaciones piqueteras terminó con 15 detenidos.

"Ninguno de los detenidos era de mi distrito", explicó. Y agregó: "A la fuerza y porque sí no les voy a dar ningún plan". En uno de los municipios vecinos, Quilmes, donde también hubo importantes protestas que incluyeron la toma del Concejo Deliberante, el intedente Francisco "Barba" Gutierrez acordó con los dirigentes sociales la inscripción de nuevos aspirantes.

A FAVOR. Por su parte, el intendente de Avellaneda, Jorge Ferraresi, está contento con el plan. "No hay semana que no le encontremos beneficios. El miércoles lanzamos el programa municipal de higiene urbana Barre Barrio. Vamos a sumar 150 barrenderos para que las calles y veredas de la ciudad se vean más limpias", explicó. "Vengo de recorrer varias instituciones de Villa Domínico, clubes y sociedades de fomento donde se están llevando a cabo distintas refacciones y trabajos, todos encarados a través del programa Argentina Trabaja. Éste es un gran plan", sostuvo. Pero la polémica ya trascendió los límites del conurbano. El intendente de la ciudad cordobesa de Mina Clavero, Alberto Giménez, criticó la forma de implementación del programa: "Se puede convertir en otra herramienta de clientelismo". El gobernador tucumano José Alperovich, para refutar las críticas, eligió decir que "los planes no son para vagos" y que se realizarán auditorías externas para controlar las tareas.

Comentá la nota