Más críticas por el casamiento gay

El Colegio de Abogados de la Ciudad expresó que el fallo esta "viciado de nulidad absoluta"
El fallo que autorizó el matrimonio de dos personas del mismo sexo no deja de levantar polémica en la Justicia. A la presentación de dos amparos y un pedido de nulidad por parte de un grupo de abogados católicos se sumó ayer la crítica del Colegio de Abogados de la Ciudad de Buenos Aires.

La ceremonia civil entre Alejandro Freyre y José María Di Bello está prevista para el próximo 1° de diciembre, luego de que a través de un fallo la jueza Gabriela Seijas interpretara como inconstitucional dos artículos del Código Civil que prohíben este tipo de uniones. El fallo no fue apelado por el gobierno de Mauricio Macri.

El Colegio de Abogados señaló que la magistrada incurrió en "manifiesta incompetencia" porque este tipo de definiciones están reservadas a los juzgados nacionales de primera instancia en lo Civil de la Capital Federal. Para la entidad, la sentencia de la jueza esta "viciada de nulidad absoluta" porque la competencia para sustanciar y decidir acerca de las cuestiones de impedimento para contraer matrimonio corresponde a los jueces nacionales civiles.

Con los mismos argumentos, los abogados católicos ya habían presentado un pedido de nulidad que fue rechazado y que hoy será presentado ante la Cámara de Apelaciones. Otros dos amparos corresponden al abogado Pedro Andereggen, que también pidió la nulidad del proceso, por un lado, y que, en otra acción, apuntó contra el jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri. Vale recordar que Macri explicitó su apoyo a la unión entre los dos hombres e instruyó que no se apelara la resolución de la jueza. Hasta ahora ninguna de las presentaciones en contra del matrimonio gay avanzó en la Justicia.

"La cuestión adquiere ahora mayor gravedad, ya que en un tema institucional profundo el jefe de gobierno ha resuelto instruir a los fiscales que no apelen la decisión, en lugar de permitir el debido control de legalidad en las instancias judiciales superiores de la ciudad y, eventualmente, de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, al encontrarse en juego la interpretación de una norma fundamental de derecho común, con lo que permite considerar la cuestión como de gravedad institucional", expresó el Colegio de Abogados en un comunicado.

Andereggen había afirmado que Macri cometió un "claro acto de abuso de poder" por no apelar la decisión de la jueza. El jefe porteño también recibió críticas del ámbito político, incluso desde el seno de su propio partido.

"Reafirmamos que no se trata de negar la posibilidad de actos privados mientras no resulten contrarios al orden jurídico ni ofendan la moral pública", expresó el Colegio de Abogados, y agregó que su ánimo no es "tampoco el de excluir de plano la consideración de algunos efectos desde la perspectiva asistencial o patrimonial, pero, en modo alguno, puede equipararse esta situación con la pretensión de legitimar el matrimonio entre personas del mismo sexo".

Comentá la nota