Cristina volvería a Córdoba a inaugurar obras en marzo

Habilitaría el anillo distribuidor entre la autopista a Rosario y la ruta 158.
Villa María será la próxima visita de la presidenta Cristina Kirchner a la provincia de Córdoba, en su afán de inaugurar obras y mostrarse en un distrito donde el oficialismo debe levantar la puntería.

Voceros del kirchnerismo cordobés aseguraron que la jefa del Estado estará en la tercera ciudad de la provincia el 5 de marzo, para inaugurar una importante obra vial: el anillo de cruce de la autopista Córdoba-Rosario con la ruta nacional 158, que cruza la provincia entre el sudoeste (Río Cuarto) y el noreste (San Francisco), pasando por Villa María.

La habilitación del estratégico cruce estaba prevista para la última semana de este mes pero finalmente pasó para el primer jueves de marzo, precisaron las fuentes. Este anillo distribuidor a la altura de Villa María es una de las obras más grandes que complementan a la construcción de la autopista a Rosario, que es una de las obras emblemáticas de la gestión Kirchner para Córdoba.

El intendente de Villa María, Eduardo Accastello (PJ), es el jefe municipal más importante de los que responden a la Casa Rosada en Córdoba. Junto a él se mueven varios colegas del departamento San Martín.

Hace 10 días, la Presidenta inauguró un auditorio y un complejo deportivo en Villa Dolores, en lo que constituyó una fiesta popular de magnitud. Allí, con el intendente anfitrión y radical K Juan Pereyra a la cabeza, se concretó una importante movilización en apoyo al Gobierno nacional. Entusiasmados, los Kirchner decidieron redoblar su apuesta. La idea es que Cristina Kirchner incursiones todos los meses por esta provincia con obras, anuncios y actos.

Precisamente, ayer Luis Juez realizó una recorrida por Mina Clavero y cuestionó la visita presidencial. “Cristina va a tener que venir 50 veces más a esta zona. No hay gas natural, el hospital regional no funciona. Acá es más importante el casino que la salud pública”, cuestionó.

La estrategia incluye seducir a intendentes radicales a punta de chequera para que se sumen al proyecto o, al menos, no acuerden con Luis Juez, el rival más temido tanto por la Casa Rosada como por el peronismo cordobés.

Precisamente junto con el mencionado acto en Villa Dolores, se realizó en Villa de las Rosas un plenario de radicales K que tuvo menos concurrencia de la prevista. También el ex mandatario y titular del justicialismo, Néstor Kirchner, vendría a Córdoba en los próximos meses para hacer campaña.

Comentá la nota