Cristina no irá tampoco a la asunción de Evo

La presidenta Cristina Kirchner no sólo canceló su viaje a China para evitar que Julio Cobos la reemplace unos días en el cargo. Tampoco irá mañana a la asunción de su amigo Evo Morales, en Bolivia, una importante celebración de la que iba a estar ausente sólo por su viaje a Oriente, según había anunciado la Casa Rosada.
A pesar de que finalmente estará en la Argentina mañana, Cristina ya decidió que se perderá la reasunción de Evo, uno de sus más importantes aliados regionales, confirmaron fuentes oficiales a Clarín.

Siguiendo la lógica de confrontación y presión sobre Cobos, los Kirchner decidieron que de ninguna manera será él quien represente al país en las fiestas de La Paz. Eso debiera haber ocurrido si la Casa Rosada adoptara los criterios históricos del protocolo. No es así. La interna abierta con Cobos es a todo o nada, dicen en el oficialismo.

La delegación oficial que irá a Bolivia, entonces, será encabezada por el actual presidente provisional del Senado, José Pampuro; por el presidente de la Cámara de Diputados, Eduardo Fellner; y por el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández. Es inevitable que en ese viaje estos tres expertos operadores del peronismo dialoguen sobre la polémica parlamentaria que gira alrededor de los decretos presidenciales que intentaron reglamentar el uso de reservas para el pago de la deuda, y también la remoción del todavía titular del Banco Central, Martín Redrado.

A fin del año pasado, durante un cocktail, la propia presidenta Cristina Kirchner había informado a los periodistas acreditados en la Casa Rosada que iba a viajar a la asunción de Evo Morales en Bolivia y que luego iría a China. La crisis desatada por el uso de las reservas, Redrado y, sobre todo, por Cobos, modificó todos sus planes. Evo deberá esperar por ella.

Comentá la nota