Cristina regresó a Buenos Aires sin hablar del tema Botnia en Uruguay

Aunque se reunió con Mujica y Vázquez, la Presidenta argentina consideró "impropio" dialogar del conflicto en el marco de una reunión multilateral.
La presidenta Cristina Fernández de Kirchner arribó a las 17 al sector militar de Aeroparque Metropolitano de Buenos Aires procedente de Montevideo, y se dirigió a la residencia de Olivos. Durante su estadía en el vecino país no dialogó con su par uruguayo, Tabaré Vázquez, ni con el presidente electo, José Mujica, con quienes mantuvo encuentros, sobre el conflicto abierto por la contaminación de la papelera Botnia frente a Gualeguaychú.

La propia mandataria argentina dijo a la prensa que consideraba "impropio" hacer referencia al tema en el marco de la Cumbre del Mercosur que finalizó este martes en la capital uruguaya.

Junto a Cristina arribó a Buenos Aires el canciller Jorge Taiana, los ministros de Economía, Amado Boudou; y de Industria y Turismo, Débora Giorgi; además de legisladores y otros funcionarios que integraron la comitiva.

El presidente electo, José Mujica, recorrió junto a Hugo Chávez la fábrica Envidrio. Luego tenía previsto cenar junto al venezolano, en un encuentro en el que inicialmente también estaba prevista la presencia de Cristina Fernández, pero que finalmente no asistirá.

La asistencia de Cristina a la cena con Mujica fue suspendida ya que la misma nunca estuvo en la agenda de la mandataria argentina, informaron medios orientales.

Se esperaba que en ese encuentro el actual gobierno argentino y el próximo gobierno de Uruguay comenzaran a encontrar una solución para el conflicto que desde hace años mantienen por la instalación de la empresa Botnia en Fray Bentos.

Igualmente, ambos dirigentes mantuvieron un breve encuentro en un hotel montevideano en la noche del lunes, cuando tampoco habrían tocado el tema.

"Impropio"

En conferencia de prensa, la presidenta argentina eludió hablar sobre el conflicto que Uruguay y Argentina mantienen por Botnia. La mandataria consideró "impropio" hablar del tema en una reunión de carácter multilateral.

Tabaré Vázquez tampoco quiso ahondar sobre el tema y se limitó a decir que prefiere transitar por el "amplio camino positivo de relacionamiento entre nuestros países y no quedarnos en un pequeño punto de discordancia".

Comentá la nota