Cristina se anticipó y anunció más subsidios a los tamberos

Cristina se anticipó y anunció más subsidios a los tamberos
Un día antes de la reunión del Gobierno con la Mesa de Enlace, la Presidenta aumentó la compensación que se paga a los productores de leche. Y, pese a que se destinarán 500 millones de pesos, la medida no fue bien recibida por el sector.
A sólo 24 horas de la reunión con la Mesa de Enlace, Cristina Kirchner logró cerrar un acuerdo con unos pocos productores e industriales lácteos, y firmó un convenio con dirigentes de la cuenca lechera. Fue ayer durante un acto en Villa María, a unos 150 kilómetros al sur de la ciudad de Córdoba.

Tal como lo había anunciado, el gobernador cordobés Juan Schiaretti brilló por su ausencia. Cristina llegó acompañada por el gobernador bonaerense Daniel Scioli, el de Santiago del Estero Gerardo Zamora, la ministra Débora Giorgi, y el intendente Eduardo Accastello.

Ante poco menos de dos mil personas reunidas en el patio de la Escuela de Lechería, y en directa alusión al fuerte tono crítico de la asamblea de productores del último lunes en la Rural, Cristina afirmó que "la actividad de los tamberos es la expresión más genuina y más sacrificada que tiene la actividad rural"; y recalcó que "en el camino del diálogo y el consenso, me van a encontrar siempre. No de general, sino de soldado".

Protegida del frío con un abrigo de cuero marrón, la Presidenta detalló que los acuerdos de ayer le significarán al Estado "más de $ 500 millones de inversión" en el sector rural "que genera más puestos de trabajo", sin precisar en qué plazos.

Antes que ella, Juan Manuel Trossero, secretario de la Cámara de Productores Lecheros de Córdoba (CAPROLEC), y el último en firmar los acuerdos, le ofrendó un apoyo que la Presidenta aplaudió a rabiar: "Nosotros, los productores de leche, también somos el campo y estamos dispuestos a encontrar soluciones", dijo, y le siguió: "Estas no son las soluciones definitivas, pero sabemos que 20 centavos ya es algo, y generará riqueza". En ese punto, el dirigente también le disparó a los Cuatro del Campo sin nombrarlos: "Si nos equivocamos es porque hacemos, no sólo porque criticamos".

El acto estaba programado para las once de la mañana y comenzó poco antes de las 18. ¿La causa de la demora? Voceros municipales la atribuyeron a la firma del convenio que elevó de 77 a 81 centavos por litro lo que paga la industria; y en el que se estableció que a los tambos que tienen una producción de hasta 12 mil litros, el Ejecutivo le subsidiará los primeros 3 mil con otros 20 centavos.

Durante las casi siete horas de espera, en los corrillos se especuló con un posible escrache de la Federación Agraria. Es que unos 45 miembros, entre los que se vio a Estela Garnero ¿candidata en la lista del PJ que representó a Schiaretti¿ se habían reunido por la mañana en la Sociedad Rural de esa localidad, para movilizarse hasta el acto en la Escuela. Con el retraso, el grupo se dispersó.

De allí que Cristina Kirchner gozó de un acto casi amable en el que aprovechó para inventariar sus últimos logros: "Los $ 1.500 del salario mínimo, el mayor en nuestra historia"; y hasta para hacer un mea culpa: "Todavía tenemos muchas deudas pendientes con la sociedad y más con aquellos que ni siquiera tienen nada que cuidar".

A un costado, Claudia y Roxana, dos empleadas de limpieza de la Escuela de Lechería, estaban satisfechas de que al fin todo se hubiera concretado: "Trabajamos de corrido y enceramos hasta la Bandera".

Pero Emiliano Amondarain, de la Unión Tamberos, señaló: "El anuncio que hizo la Presidenta es un paliativo. No es que no estemos de acuerdo con la recomposición de los precios, pero no nos parece conducente".

Comentá la nota