Crisis: Plásticos, textiles y autos, los más complicados

Las empresas locales recortaron horas extras, adelantan vacaciones y, lo peor, ya hay despidos.
Las empresas fabriles sanjuaninas dicen que ya empezaron a sentir de lleno el impacto de la crisis financiera mundial: Más allá de las particularidades de cada sector, todos los consultados coincidieron en la preocupación que se vive por la caída de las facturaciones y empezaron a adelantar las vacaciones, dejaron de pagar horas extras y postergaron por tiempo indefinido la refacciones o mejoras edilicias proyectadas. Incluso ya se produjeron despidos en algunos sectores.

Todas son medidas para ajustar stocks frente a la caída de las ventas internas y externas, como consecuencia de la crisis financiera internacional.

Los más afectados en este momento son los fabricantes de autopartes, el sector plástico y el textil, según un sondeo realizado por DIARIO de CUYO.

"Estamos viviendo un momento preocupante y las fábricas sanjuaninas también sintieron el impacto", dijo Daniel Cano, presidente de la Unión Industrial de San Juan y gerente de la autopartista Taranto, una de las dos que opera en el mercado local.

Cano presidió el jueves pasado la reunión semanal de la entidad fabril, y del encuentro surgió un panorama poco alentador: Las horas extras desaparecieron en las fábricas locales, se están eliminando turnos de producción para achicar stocks y en consecuencia, se están adelantando vacaciones. Además, algunas empresas están estudiando plantear a la Subsecretaria de Trabajo el procedimiento de crisis para realizar suspensiones. Y según informaron desde el sector plástico, ya se produjeron despidos esta semana. A continuación, una panorama de los sectores sanjuaninos más complicados.

* Autopartes:

Las fábricas locales del sector -Taranto y TCA- redujeron la facturación un 30% promedio en el último mes, contando el sector interno y externo, según informaron desde la UISJ. Eso se agravará ahora que la automotriz Peugeot en Buenos Aires, bajó uno de sus tres turnos para reducir stocks del 307 y el Citroën C4. General Motors también anunció el cierre de planta hasta noviembre aunque ayer el gobierno los hizo hacer marcha atrás (ver página 3). Por ejemplo TCA tienen un único cliente que es PSA (Peugeot y Citroën) y hacen los mazos eléctricos para el Peugeot 307 y para el C4 que se estaba exportando a España. Estiman que con la baja de producción aquí caerá 30% la facturación. Taranto tuvo en el ultimo mes un recorte del 30% de la facturación a Brasil -uno de sus principales destinos exportadores- y también bajará la facturación del mercado interno, donde envía el 25% de su producción. Por eso las firmas están ajustando el cinturón, adelantando vacaciones y recortando horas extras.

* Plásticos

Según un sondeo realizado en un par de fábricas y datos de la UISJ, el nivel de actividad de este sector cayó abruptamente un 60% en el último mes y la mayoría de las firmas del sector están dando vacaciones al personal en diciembre. Se redujo la venta de bolsas a los supermercados y a la industria alimenticia, y los proveedores de plásticos de la construcción dicen que bajo la obra pública y se congelaron nuevas obras privadas. "Esta semana se despidieron 10 empleados de un plantel de 80", dijo un gerente de una firma que fabrica plástico para la construcción. "Es la primera vez en 20 años que sucede esto", agregó.

* Textiles: La facturación a las firmas locales les bajó un 40% según informaron desde la UISJ. "Lo que paró es la venta de prendas, aquí cayeron un 60% las compras del mercado interno", dijeron desde una fábrica de Chimbas.

Desde otra empresa importante de Capital explicaron que a fines de octubre se hace la reposición de prendas de temporada y por los pedidos que tienen hechos a esta altura, calculan una baja del 25%. Del mismo modo, en noviembre empieza la confección de invierno 2009 y se espera una baja similar o más alta. "Vamos a tener que pelear con la importación china y brasilera que es mucho mas barata que la producción nuestra", dijo una fuente del sector textil local.

* Cartón: Fuentes del sector explicaron que la desaceleración en alimentos afectó la producción de envoltorios, cajas y embalajes, al tiempo que la continua depreciación del Real y del chileno en el último tiempo ya los ha hecho perder mercado. "Este año los diferimientos están comprando todas la cajas para la uva en fresco en Chile porque son un 30% más baratas", aseguraron desde ese sector.

* Cerámicos: La baja en la construcción les provocó caídas del 25% en la facturación en el último mes. Una proveedora local de la multinacional Easy dijo le bajó la compra en un 30% en el último mes.

* Otros: No fue posible contactar a gerentes del sector alimenticio, pero en la UISJ dijeron que el sector no ha sufrido tanto el impacto. Eso sí, calculan que el sector creció menos de lo esperado, un 2% en lo que va del año, el mismo panorama que a nivel nacional, según publicó la Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios (COPAL). La industria del vino y del mosto no están sintiendo aún la crisis, pero si sufren lo del resto de exportadores: demoras en los pagos y en la concreción de pedidos.

Comentá la nota