La crisis global no encuentra piso y el precio del crudo se desploma 10%

La caída del sector manufacturero y de la construcción en EE.UU. alentó las expectativas de una menor demanda energética. La fortaleza del dólar también influyó El barril cerró a u$s 40
El precio del petróleo cayó ayer más de 10% y cerró a u$s 40,15, debido al sombrío panorama de la economía de Estados Unidos y al fortalecimiento del dólar, al tiempo que la situación económica mundial continúa degradándose.

Al finalizar la sesión regular en la Bolsa Mercantil de Nueva York, los contratos de Petróleo Intermedio de Texas (WTI, de referencia para la Argentina) para entrega en abril terminaron con una pérdida de u$s 4,61 o 10,3% al valor del viernes. La misma tendencia siguió el crudo Brent (de referencia para Europa), que descendió u$s 4,14, a u$s 42,21 el barril.

Sin ningún tipo de señal que indique que la economía mundial se recuperará de la recesión actual, el mercado petrolero aceleró ayer la tendencia bajista que ya había mostrado el viernes pasado, cuando se supo que el PIB estadounidense se contrajo a un ritmo anual del 6,2% en el cuarto trimestre de 2008, su mayor caída desde 1982, golpeada por las peores caídas de las exportaciones y del consumo en más de 28 años. En enero, la Casa Blanca había estimado que una contracción de 3,8% para ese periodo, por eso el dato cayó casi como un balde de agua fría en los mercados.

Ayer, nuevos datos negativos profundizaron la idea de que Estados Unidos está lejos de salir del pozo, pese a los esfuerzos que está haciendo el gobierno de Barack Obama.

Un informe del Instituto de Gestión de Suministros (ISM, por su sigla en inglés) mostró que la actividad en el sector manufacturero se contrajo en febrero por décimo tercer mes consecutivo, al tiempo que se percibe un mayor deterioro del empleo en el sector. También se supo que el gasto en construcción descendió un 3,3% en enero, el doble de lo que esperaban los analistas y su menor nivel en 4 años, según cálculos que difundió ayer el Departamento de Comercio. En tanto, la industria automotriz, que está en pleno proceso de rescate, volverá a reportar hoy una caída significativa de las ventas durante febrero.

Todos estos datos alentaron expectativas de una menor demanda de combustibles y otros productos derivados del petróleo en EE.UU., que es el mayor consumidor a nivel mundial. A eso se sumó la apreciación del dólar frente al euro y otras divisas, lo que suele presionar a la baja al precio del crudo. Desde julio del año pasado, los precios han caído más de u$s 100.

La crisis también está golpeando a Europa. El PIB de Italia disminuyó en 2008 un 1% respecto de 2007, lo que constituye el peor dato desde 1975, según anunció ayer el gobierno.

Sin vislumbrar ningún tipo de piso de la recesión, el Fondo Monetario Internacional (FMI) podría reducir su proyección de crecimiento mundial para el 2009 para ubicarlo en territorio negativo, según dijo ayer el jefe del Departamento del Hemisferio Occidental del FMI, Nicolás Eyzaguirre. En sus últimas proyecciones, del 28 de enero, el organismo calculó un crecimiento mundial de apenas 0,5%.

“La situación en vez de mejorar, va a empeorar”, dijo Eyzaguirre en la Cumbre de ministros iberoamericanos de Finanzas, que se desarrolla en la ciudad portuguesa de Porto.

Comentá la nota