Créditos de cosecha: Al final serán con prenda del vino

Benítez dijo que serán diferentes a los anteriores porque se hará con más controles.
Era uno de los puntos que más pedían los viñateros y al que finalmente el gobierno terminó accediendo: Los créditos para la próxima cosecha podrán obtenerse poniendo como prenda el vino o mosto de los productores, según confirmó ayer el ministro de la Producción, Raúl Benítez.

Pero a diferencia de los anteriores créditos de cosecha (ver aparte), que tantos dolores de cabeza le siguen dando al gobierno porque no se devolvieron en tiempo y forma, estos créditos no se entregarán a sola firma al productor, sino que se aplicará el mismo sistema anunciado para la uva de mesa, el tomate y el ajo: El tomador del crédito será el empresario, en este caso el bodeguero, pero el monto será acreditado en la cuenta del productor y éste podrá optar por poner en garantía el vino u otro bien.

Además este año los préstamos se entregarán a través de la figura de Mendoza Fiduciaria, lo que permite ser más "flexibles" con las garantías, según explicó Benítez.

"Hay diferencias importantes con los viejos sistemas de crédito de cosecha, el problema antes era el sistema de garantías, depósito y guarda del vino o mosto sin los adecuados controles. Lo que hacemos ahora es aprovechar las experiencias pasadas y sumar la de Mendoza para aprender de lo malo, no repetir errores y potenciar lo bueno", explicó Benítez.

El ministro dijo que para tomar esta decisión el gobierno escuchó los pedidos del sector, "hicimos muchas reuniones, escuchamos todas las sugerencias y esto es algo que los viñateros pedían, por eso no se entiende lo de las manifestaciones, no veo motivos", destacó el funcionario (ver aparte).

Pero también aclaró que la política es que estos créditos sean devueltos, por eso se les pedirán garantías "a satisfacción de la provincia, en términos razonables para que todo el mundo pueda cumplir, pero no serán a sola firma". Benítez explicó que quienes quieran pondrán el vino o mosto como prenda, o una camioneta u otra cosa, ya que no todos están dispuestos a inmovilizar el vino y quieren tenerlo disponible para venderlo. "Se buscarán los mecanismos más adecuados a cada necesidad, será flexible", dijo.

El gobierno se había resistido a entregar créditos de cosecha con prenda del vino o mosto, ya que el 90% de los créditos tomados con este sistema en el 2001, no fueron devueltos, lo que generó pérdidas al gobierno provincial.

Definiciones

El ministro aseguró que es pronto para definir estos créditos. Es que el gobierno pondrá un precio base para la uva que entregará el productor a la bodega. Por eso el operativo de cosecha y acarreo sería lanzado a mediados de enero.

"Es prematuro para definir precio de la uva, todavía quedan varios días y en ese tiempo puede cambiar el tipo de cambio, el precio del mosto y el volumen de la cosecha en la región, que está muy atado a las inclemencias del tiempo. Considerando esas variables, hoy podemos tener un valor de la uva y en una semana otro más alto del imaginado", señaló el ministro.

Lo que si aseguró Benítez es que el sistema de entrega de créditos a través del bodeguero, le permitirá a este acceder a una parte mínima del crédito para capital de trabajo. Por ejemplo, si el viñatero necesita $4.000 para levantar la cosecha, el crédito se entregará por $5.000 y $1.000 quedarán para las labores del industrial. Cada uno devolverá después lo que le corresponda.

Comentá la nota