Créase o no: hay superávit.

Casi como un caso de Ripley, el secretario de Economía y Gobierno, Federico Lutz, desmintió versiones sobre una posible declaración de Emergencia Económica y reveló que las cuentas municipales generan superávit desde hace 60 días.
El secretario de Economía y Gobierno, Federico Lutz, desmintió versiones sobre una posible declaración de Emergencia Económica y afirmó que este mes, las cuentas municipales generaron superávit por medio millón de pesos.

Según expresó, los problemas de liquidez se están resolviendo con el aumento de la recaudación -que subió en un 13 por ciento-, con el control del gasto público y el reordenamiento administrativo, acciones habrían permitido cerrar el mes con un superávit de unos 500 mil pesos y una caja diaria de cerca de 10 mil pesos -el doble de lo registrado hace 2 meses.

"Esto es el resultado de un gran esfuerzo que realizaron todas las áreas del gobierno y no se puede dilapidar en forma arbitraria con este tipo afirmaciones", señaló Lutz en referencia a las versiones periodísticas que afirman que el gobierno estudia declarar la Emergencia Económica, Administrativa y Financiera.

En diálogo con el Digital señaló que las declaraciones del asesor letrado Daniel Balduini no son oficiales y tomaron estado público "en forma irresponsable" porque exponen al gobierno municipal frente a los financistas, acreedores, proveedores y el propio sindicato.

"Nosotros no estamos analizando, en ninguna de las secretarias que están a mi cargo, declarar ninguna emergencia", afirmó y agregó que esto "no quiere decir que no tengamos que hacer nada pero lo que no tenemos que hacer es eso, manejarnos de manera irresponsable con información no oficial en una situación que puede perjudicar a mucha gente y al municipio".

El secretario diferenció además la situación económica financiera municipal del panorama que plantea una desaceleración de la principal actividad económica de la ciudad frente a la caída de reservas turísticas por la Gripe A H1N1.

Según expresó, el principal problema del municipio fue la falta de liquidez de las cuentas públicas que ya estaría siendo superado y no tiene que ver con la problemática "para adelante" a la que definió como "coyuntural" planteada por una desaceleración de la economía "que van a sufrir todos los sectores, que incorpora al sector privado, que profundizará la crisis social y en la cual no se puede demandar una estrategia individual desde el Estado".

Para afrontar la situación, el gobierno propondrá a los distintos sectores de la sociedad "construir un esquema para la coyuntura" con el que se puedan atender las demandas del Estado y de los privados que se encuentran en situación económica "complicada".

"Es un proceso de construcción política para sentarse con la comunidad y los sectores de la administración pública y hacer un relevamiento de los requerimientos y diseñar una política que contribuya a la solución de los problemas", explicó el funcionario.

En esta línea se habrían realizado las reuniones que se mantuvieron la semana pasada con la Cámara de Comercio y sectores del Emprotur y se plantearían reuniones con otros sectores de la comunidad.

"El problema es mucho más complejo y no se resuelve transcribiendo una ordenanza del 2001", afirmó y en referencia a los dichos del asesor letrado sobre la declaración de Emergencia agregó que "se trató de una acción unilateral de un funcionario".

"Yo estoy en las antípodas de eso. Los problemas no se arreglan en forma unilateral sino con trabajo en equipo. Yo no respondo ni en nombre mío ni en nombre del gobierno", concluyó el secretario.

Comentá la nota