La Corte Suprema de Justicia permitirá que se realice tala selectiva

Quienes realizan tala selectiva podrán volver a cortar madera el lunes.
Así lo aseguró en Orán el gobernador Juan Manuel Urtubey en un encuentro con empresarios madereros de la zona, a quienes fue a ver tras reunirse, presuntamente (porque no hubo información oficial al respecto), con el presidente de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Ricardo Lorenzetti, el pasado jueves.

"Traemos la solución al conflicto. Presentamos todos los requerimientos, y podemos avanzar en el tema forestal y podemos trabajar a partir de hoy. Hasta que venga la resolución perderán la temporada por eso venimos a anticipar la orden porque estamos habilitados para hacerlo. Este fue tema de conversación con la Presidenta", dijo Urtubey, según cita radio Alba, de Orán.

El coordinador de Política Ambiental y Desarrollo, Félix González Bonorino, explicó que el lunes, cuando se reinicie la actividad judicial normal, la provincia y la Nación presentarán el estudio de impacto ambiental acumulativo que la Corte Suprema ordenó realizar con el fin de conocer el daño que los desmontes y el aprovechamiento forestal o tala selectiva pueden provocar al ambiente salteño.

Dijo que cuando se presente este estudio, la Corte levantará la medida cautelar "solo" para la tala, es decir, autorizará a que se continúe con el corte de madera selectiva, un reclamo de los madereros de los departamentos Orán y San Martín.

En diciembre pasado la Corte Suprema dictó una medida cautelar de suspensión, por 90 días, de los desmontes y la tala selectiva autorizados a partir de noviembre de 2007 en los departamentos Rivadavia, San Martín, Orán y Santa Victoria.

En marzo amplió la medida a todos los desmontes y aprovechamientos en esos departamentos.

La decisión se tomó en el marco de un amparo presentado por comunidades aborígenes y campesinos criollos que reclaman el cese de los desmontes y la tala indiscriminados.

La medida cautelar provocó la reacción de los madereros, quienes pidieron al máximo tribunal que flexibilizara esta decisión y la semana pasada llevaron a cabo sendas movilizaciones en Orán y Tartagal y entregaron un petitorio al gobernador en el que exigen que se les permita cortar madera antes de que termine la estación seca.

Bonorino indicó que la medida cautelar seguirá vigente para los desmontes.

La Corte Suprema aún debe resolver sobre la cuestión de fondo planteada en el amparo de aborígenes y criollos: que se declare la inconstitucionalidad y nulidad absoluta e insanable de las autorizaciones de desmontes y tala indiscriminada de monte nativo y se ordene a la provincia y la Nación que arbitren de manera "urgente las medidas necesarias para controlar en forma efectiva el cumplimiento de dicha prohibición" de desmontar y talar y las obligue a "recomponer y restablecer" el ambiente a su estado anterior o que fije una indemnización a favor de las comunidades y criollos afectadas.

Anteayer miembros de comunidades aborígenes ubicadas sobre la ruta nacional 86 estaban reunidos en el kilómetro 16, en nuevo intento por impedir la continuidad de la tala, que en la práctica se siguió llevando a cabo, a pesar de la orden de la Corte.

Comentá la nota