La Corte Suprema aplazó para hoy la elección de su presidente

Habría tres aspirantes al cargo pero hasta ayer ninguno reunía los tres votos decisivos. Quien sea ungido también estará al frente de la Junta Electoral Provincial , que en 2011 controlará los comicios de gobernador.
Ayer, por segunda vez y pese a que figuraba en el orden del día de la reunión de acuerdo, los vocales de la Corte Suprema de Justicia debieron aplazar el tratamiento de una cuestión clave: decidir quién presidirá el alto tribunal durante los próximos dos años. El telón de fondo es la fuerte puja interna entre tres vocales que aspiran a quedarse con el cargo. En teoría, el tema, finalmente, será resuelto hoy.

El encuentro comenzó a las 11 y se prolongó hasta las 13.45. Si bien el futuro de la presidencia es el problema que, durante estas horas, desvela a los vocales, ayer optaron por tratar cuestiones vinculadas a las partidas que corresponderán al Poder Judicial en 2010 y que serán incorporadas en el Presupuesto General de la Provincia. Este asunto terminó siendo el único que discutieron, hasta el punto de que solicitaron precisiones técnicas a personal de la propia Corte, como Alicia van Gelderen (de la dirección de Presupuesto) y Carolina Ledesma Padilla (Secretaría Administrativa), entre otros, quienes se retiraron de la sala de acuerdos cinco minutos antes de que terminara la reunión.

No obstante la importancia que lo presupuestario reviste para la Justicia -en Tucumán carece de autarquía financiera frente a los poderes políticos-, el tema terminó amortiguando las tensiones que rigen -desde hace más de una semana- las relaciones entre los vocales. Según pudo saber LA GACETA, antes de que comenzara la reunión de acuerdo, se multiplicaron los encuentros reservados (o las visitas de un magistrado al despacho de otro) y el tema excluyente era saber a quién iba a votar cada uno, o a quién no. Por eso, sorprendió que la cuestión de la presidencia no fuera resuelto ayer mismo.

Clima irrespirable

"La tensión puede palparse en el ambiente". "Es mejor estar lejos. Las heridas, por lo menos, duran una semana en cicatrizarse". "Cada día que pasa y que esto no se decide es peor". "Nunca antes este tema había generado tantas disputas o conciliábulos". Expresiones como estas repetían ayer, reservadamente, empleados o letrados que frecuentan los despachos de los vocales.

Justamente, ayer se barajaba que la falta de acuerdo o del número mínimo (tres votos) para ungir un presidente es, en realidad, lo que ha demorado la definición. De hecho, el tema fue incluido en la reunión de acuerdo del jueves pero, en teoría por falta de tiempo, fue postergado para ayer y, finalmente, para hoy.

Antes del próximo lunes, que es feriado, debe estar resuelto si Antonio Gandur continuará al frente del alto tribunal (aspira a ser reelegido) o si, en principio, será reemplazado por Antonio Estofán o por Claudia Sbdar, que pretenden llegar a la presidencia por primera vez. La votación es nominal. Primero lo hacen el presidente y el vocal decano (Gandur y Goane), y luego los otros, por orden de ingreso a la Corte (Alberto Brito, Estofán y Sbdar). Quien resulte electo también presidirá la Junta Electoral Provincial cuando, en agosto de 2011, los tucumanos voten para renovar todos los cargos electivos de la provincia.

Comentá la nota