La Corte avaló "talas selectivas"

Rechazó un amparo presentado por ambientalistas.
La Corte Suprema de Justicia de la Nación estableció precisiones respecto de la tala de bosques en algunos departamentos de Salta.

La decisión del máximo tribunal está referida a la causa iniciada por comunidades aborígenes y otros actores contra la Provincia y el Estado nacional. Involucra los departamentos San Martín, Orán, Rivadavia y Santa Victoria.

La Corte -con la firma de la totalidad de sus miembros- rechazó un planteo de la parte actora en la causa "Salas, Dino y otros c/Salta Provincia de y Estado nacional s/amparo", por el cual se pretendió la "urgente e inmediata suspensión" de resoluciones del Gobierno salteño que disponían "permitir la reanudación de la ejecución de las tareas de aprovechamiento forestal en San Martín, Orán, Rivadavia y Santa Victoria, con excepción de aquellos que se encuentren en zonas de alto valor de conservación -Categoría I- por la ley de ordenamiento territorial Nº 7.543".

El alto tribunal consideró que cabe establecer una diferencia entre los conceptos de "tala", "desmonte" y "aprovechamiento forestal", y mantuvo en pie la autorización local provisoria por la que se reanuda la ejecución de las tareas de los aprovechamientos forestales autorizados en los departamentos mencionados, con las limitaciones que surgen de la resolución provincial, hasta tanto se pronuncie de manera definitiva.

La resolución del Ministerio de Ambiente de Salta se había fundamentado en que los costos ambientales de los aprovechamientos forestales de bosques nativos no son significativos, y considera que al estar asegurada la cobertura boscosa, se garantizan los beneficios que otorgan los servicios ambientales, como la biodiversidad, fijación de suelos, retención de agua, etc. Asimismo, se había resaltado el impacto social que tiene esa actividad forestal, dado que es altamente demandante de mano de obra; en total se estima que ocupa a 7.000 empleados.

Comentá la nota