Un corso para ayudar a los chicos de la calle

Participarán jóvenes que se recuperaron de diversas problemáticas. Será en el estadio abierto del Parque de Mayo el 21 y 22 próximos. La entrada será gratuita y las inscripciones siguen abiertas.
Son jóvenes de la calle que han recibido ayuda para salir de sus problemáticas. Por ejemplo, las chicas que estaban en alguna zona de riesgo, hoy están cosiendo lentejuelas o diseñando trajes para el carnaval. Los varones no se quedan atrás. Hasta hace poco tiempo, estaban sumidos en la drogadicción o el alcoholismo y hoy están tocando instrumentos musicales y ensayando a full para participar del corso. También están preparando pasos de baile y comparsas. “La idea es que se puedan expresar todos aquellos que han sido salvados con ayuda solidaria. Ahora tienen una actividad a la cual dedicarse”, dijo Mónica Ramos, directora de la Juventud y una de las organizadoras de esta movida junto a la Dirección de la Niñez y la Asociación Odisea.

La iniciativa es inédita en la provincia y se llevará a cabo el 21 y 22 de este mes a partir de las 20.00 en el estadio abierto del Parque de Mayo, el cual se convertirá en un auténtico corsódromo.

Los chicos que participarán del corso, denominado Máscaras de la Juventud, recibieron la ayuda de uniones vecinales y ONGs para recuperarse. “El nombre se debe a que estos jóvenes han estado en situaciones de riesgo y hoy, a través de la máscara de su juventud, pueden salir a disfrutar, a vivir más felices, a estar contenidos y a expresarse siendo parte de algo”, dijo Ramos.

“La mayor problemática de los chicos era que se juntaban a tomar y el exceso de ocio, el objetivo fue darles una actividad a la cual dedicarse y a los más comprometidos, contenerlos antes de que pasen a una situación de riesgo, ya que alguien que está ocupado difícilmente pueda ponerse en riesgo con las problemáticas de juventud”, expresó Ramos.

Pero no sólo actuarán jóvenes, también habrá niños, ya que en la organización participa activamente la Dirección de Niñez, Adolescencia y Familia.

La Asociación Odisea también trabaja desde diciembre en la organización de este evento y entre sus filas hay desde una nena de 2 años hasta el participante mayor de 49, lo que demuestra la amplitud de esta convocatoria.

Las inscripciones para participar del corso se extenderán hasta el martes de la semana que viene para que nadie se queda afuera, ya que en un principio la fecha límite era hasta hoy. “Queremos que todo el mundo tenga la oportunidad de participar y nadie se quede afuera”, dijo la directora y agregó que la idea surgió por iniciativa del ministro de Desarrollo Humano Daniel Molina, quien al ver la recuperación de los chicos se decidió a mostrar lo que hacen.

En pocos días se anunciarán los montos y la distribución de los premios en una conferencia de prensa.

Comentá la nota