Corrupción K: El nuevo caballito de batalla

Mientras Aníbal Fernández dice que la oposición es "circunstancial" y "un rejunte", desde Unión PRO y la Coalición Cívica analizan aferrarse a los hechos de corrupción denunciados durante el mandato de Cristina Kirchner para, si es necesario, llevarla al juicio político.
Si bien Elisa Carrió es una de las caras que más veces se vio denunciando diversas situaciones irregulares, el que dejó entrever esta posibilidad es el flamante diputado Francisco de Narváez, quien dijo ayer que "este gobierno está plagado de corrupción. Todos los días se denuncia un hecho de corrupción y siempre está llegando muy cerca del matrimonio presidencial, desde enriquecimiento ilícito hasta el escándalo de los medicamentos, a cómo se recaudó la plata de la campaña.

Justamente, fue De Narváez quien deslizó la idea de "que se tenga por vía de la Justicia la prueba o una sentencia y esto puede abrir el juicio político a la Presidenta".

Agregó que "el kirchnerismo no se puede llevar todo por delante", pero aclaró que "el desafío" del nuevo Congreso es la búsqueda de "consenso" y "diálogo" entre las fuerzas con representación parlamentaria, con el objetivo de avanzar en "proyectos comunes".

Comentá la nota