Corrientes destrabaría $70 millones por regalías de Salto Grande.

El dinero sería destinado a pagar la deuda que mantiene la DPEC con la proveedora de energía CAMMESA. Gatti realiza gestiones en Buenos Aires, buscando bajar los altos intereses que pretenden cobrar a la Provincia. Colombi señaló que esto permitirá realizar obras.
La deuda que la Dirección Provincial de Energía de Corrientes (DPEC) mantiene con la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico Sociedad Anónima (CAMMESA), podrían finalizarse a partir de un acuerdo entre el Gobierno provincial, la Subsecretaría de Energía de la Nación y la proveedora, a partir de los fondos por las regalías de Salto Grande que se adeudan a Corrientes.

El acuerdo con CAMMESA implicaría saldar una antigua deuda de casi 70 millones de pesos con ese organismo, sin que la Provincia desembolse un sólo peso extra.

Para ello, primero deberán tratar de arreglar la controversia que tiene relación con los intereses que se aplican sobre la deuda que mantiene la DPEC con la proveedora.

El subsecretario de energía de la provincia, Marcelo Gatti, hace varios meses realiza gestiones con CAMMESA para tratar de destrabar esta y otras cuestiones, y a lo largo de la semana entrante buscará tener alguna solución al respecto.

“Continuamos con las gestiones que veníamos realizando desde hace tiempo. Las controversia sobre la deuda que mantiene la DPEC con CAMMESA es por los intereses que se quieren cobrar, hecho que nosotros no aceptamos debido a que el momento de crisis que se vive a escala nacional debería tenerse en cuenta”, expresó Gatti.

Según información brindada por el Gobierno, el titular de la Secretaría de Energía de la Nación realizó un bosquejo de cómo se podría pagar la deuda a partir de los fondos que no llegan a la Provincia por las regalías de Salto Grande. Si bien aún no hay información confirmada de que el conflicto esté superado, en caso de acuerdo, éste deberá ser refrendado por la Dirección Provincial de Energía de la Provincia (DPEC).

De acuerdo con lo pactado en los últimos acercamientos, que ayer tuvieron el apoyo concreto del gobernador Colombi mediante distintos contactos realizados, se destrabarían 70 millones de pesos que irían directamente a pagar los pasivos que tiene la DPEC.

El acuerdo, según resaltaron fuentes gubernamentales, consiste en compensar acreencias y deudas mutuas con generadoras estatales y liberar fondos ya depositados por Corrientes en cuentas del Poder Judicial de la Nación, para que de allí se cobren lo reclamado las generadoras privadas que, así, darían por finalizados los litigios que mantenían con el Estado provincial.

“Esto permitirá liberar fondos que nos adeuda Nación para invertir en obras energéticas, aunque sigue siendo necesario el Fondo Fiduciario eléctrico. Los cortes que se dieron en los últimos días tienen relación con fallas del sistema interconectado nacional, no con la DPEC”, dijo Colombi.

Comentá la nota