Corrientes: Desesperación por callar medios independientes

Los nuevos métodos implementados por la administración Arturista sospechada de corrupta y abiertamente autoritaria. Excesivas inspecciones para medios que no comparten línea editorial del gobierno.

En Corrientes es muy difícil ser crítico del Gobierno, eso no está permitido. Los medios reciben trabas de todos lados, para algunos es preferible callar. La asignación de pauta oficial no es solo para la difusión de la publicidad sino también para acallar las voces opositoras o bien para impedir la publicación de material de los mismos. ¿Y qué sucede con los que pasan sólo las de la oposición? Automáticamente forman parte de la "legión extranjera."

La situación es difícil de afrontar, páginas jaqueadas, cortes de luz en radios durante la transmisión de programas periodísticos, prohibición de nombrar a los candidatos que hacen sombra al gobierno en los medios que sobreviven con "su plata", y actualmente se suma una nueva modalidad, las inspecciones sorpresivas y muy meticulosas a medios que no comparten la línea editorial del gobierno "reinante".

Es profundamente preocupante que la autorización a inspeccionar a los medios sea una justificación legal para demostrar que con un dedo inquisidor se puede buscar el pelo en la leche en un medio informativo, simplemente para perjudicarlo, aunque sea por unos momentos.

Es muy claro el objetivo que persigue Arturo Colombi, con dichas inspecciones, que seguramente no llegarán a los oficialistas, para los que "cortar y pegar" las gacetillas del gobierno es tarea de todos los días.

Esperamos que en el día del periodista, todos quienes sentimos y queremos vivir en una sociedad democrática, libre y republicana, denunciemos estos hechos propios de los gobiernos dictatoriales que creíamos haber enterrado para siempre.

Comentá la nota