Coria Vignolo: "Alegre manejaba en forma fraudulenta fondos públicos"

En una resolución de 274 páginas, el juez fundamentó cada uno de los procesamientos y el papel que cumplieron en la organización.
El juez del Crimen de Primera Nominación, Juan Coria Vignolo, sostuvo en su resolución que el ex intendente, Julio Alegre, "manejaba en forma fraudulenta fondos públicos" al fundamentar su decisión de procesar por asociación ilícita al ex jefe comunal y a otras 22 personas implicadas en la causa, en virtud de las pruebas reunidas en el expediente.

EL LIBERAL tuvo acceso al escrito que cerró la primera etapa de la instrucción. Para el magistrado, existió una "organización" de acuerdo con los resultados de la investigación. "Claramente el ex intendente y algunos de los funcionarios con cargos de secretarios, subsecretarios y/o directores de las respectivas áreas dentro del organigrama municipal, manejaban acorde con sus funciones en forma fraudulenta los fondos públicos, cuentas éstas de naturaleza especial que eran creadas en algunos casos por decretos del propio ex intendente quién con el acuerdo de los secretarios (los cuales son designados por éste), eran asignados a esos mismos funcionarios, quienes -a su vez- abusando de sus facultades y en forma ilegal, desviaban los fondos públicos en favor de la organización, cuyos integrantes se beneficiaban económicamente y en función a lo previamente acordado, teniendo participación en dichas maniobras fraudulentas los terceros que desplegaban el rol de miembros de la banda".

Agregó: "En efecto, todo esto no habría podido llevarse a cabo, sin la necesaria connivencia de otras personas -que sin ocupar funciones de jerarquía-, se encargaban de allanar los medios necesarios a los fines de evadir los respectivos controles, colaborando activamente para ocultar los fraudes desplegados por parte de los encargados de administrar y disponer bienes del fondo municipal; me refiero a quienes desde fuera del organigrama funcional de la administración municipal, coadyuvaron en la tarea delictiva en una suerte de engranajes que de manera mancomunada y cooperativa trabajaban dentro de una estructura perfectamente organizada que actuaba sobre una plataforma de impunidad y descontrol en el seno de la administración municipal".

"En este sentido –expresó Coria Vignolo-, se constituyeron sociedades comerciales "fantasma" (sin empleados ni actividad económica que no sea con el Municipio de la Capital), conformadas por empleados rasos del municipio y proveedores, cuyos domicilios se constataron eran inexistentes, o integradas por personas directa o indirectamente vinculados al intendente Julio Alegre, como ser hermanos, cuñados de la escribana Cecilia Vittar (ex pareja de Julio F. Alegre); adquirieron cuotas societarias y propiedades a través de personas interpuestas que constituyen el entorno cercano del Dr. Gustavo Alejandro Alegre Vega (hermano del ex intendente)".

El juez añadió: "Obran en autos elementos de prueba suficientes para apreciar que el ex intendente recibía beneficios económicos ilegales por parte de empresarios proveedores del municipio, entre ellos Fochi Luís Alejandro, (quien le habría concedido una extensión de su tarjeta de crédito, además le habría facilitado en comodato, una vivienda que es donde últimamente residía Julio Alegre y quien habría sido beneficiado al adjudicársele obras violando la normativa al respecto)".

"Por este cúmulo de previsiones concatenadas entre sí, se puede concluir que los hechos investigados no fueron producto de decisiones espontáneas y aisladas sino de actos finales en designio y continuidad temporal que se correspondieron con el resultado de un plan de acción llevado adelante por un conjunto estable de personas que trabajaron coordinadamente, desde hace un tiempo prolongado (más de tres años)", señaló el juez Coria Vignolo. l

Comentá la nota