Los cordobeses, cumplidores, reciben más créditos

La cartera irregular alcanza al 3,7 por ciento, mientras que el promedio nacional se ubica en 6,7 por ciento. La provincia se ubicó en el tercer lugar del país por crecimiento del volumen de los préstamos otorgados.
Los cordobeses se encuentran entre los habitantes del país con menor índice de mora en sus créditos bancarios, de acuerdo a un estudio realizado por la consultora abeceb.com. En efecto, según datos del primer trimestre del año la cartera de préstamos en situación anormal alcanzaba al 3,7 por ciento, apenas 0,1 punto más que en igual período del año 2008. De esta manera, Córdoba se ubica en el puesto 22 sobre 26 distritos relevados por la consultora. La cartera irregular promedio, a nivel país se ubica en el 6,7 por ciento, lo que significa que en Córdoba el atraso en el pago es prácticamente la mitad.

Por otra parte, los préstamos bancarios otorgados per cápita en la provincia en el primer trimestre alcanzaron a 2.488 pesos, un incremento del 24 por ciento respecto al año anterior, lo que ubica a Córdoba entre las tres jurisdicciones con mayor incremento porcentual, prácticamente duplicando el aumento a nivel nacional, que fue del 13 por ciento interanual.

El informe de abeceb.com destaca que entre las provincias, Corrientes sobresale con un porcentaje de anormalidad cercano al 22,3 por ciento, muy por encima del resto. Este hecho se acompaña con el dato de que también es una de las provincias que registra el menor monto de préstamos por habitante. San Juan, algo más lejos pero con una anormalidad igualmente alta en términos comparativos se ubica en segundo lugar (14,4 por ciento). Tucumán y Río Negro también registran porcentajes de anormalidad superiores al 10 por ciento. Luego, un grupo de provincias entre las que se encuentran Buenos Aires y la Capital Federal, se ubica con un porcentaje de anormalidad de entre seis y ocho por ciento.

Finalmente, entre las provincias que presentan el menor porcentaje de situación anormal aparecen, además de Córdoba, Santa Fe Misiones, Chaco, Catamarca y Entre Ríos, con ratios de entre el tres y cuatro por ciento.

No es un dato menor recordar que Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos, las tres provincias de la Región Centro, también son las que han sufrido con mayor agudeza el impacto de la crisis económica. Pese a ellos, los deudores han mantenido un alto nivel de cumplimiento.

Entre las regiones, Cuyo presenta el mayor porcentaje de anormalidad (9,3 por ciento). El resto de las regiones apenas supera el ocho por ciento, con la excepción de la Región Centro, donde es aún menor.

En la comparación interanual, se destaca el aumento de la proporción de anormalidad en Patagonia y en Noroeste. Nordeste y Centro son las únicas dos regiones que redujeron este ratio.

También resulta un dato clave que en la provincia el endeudamiento haya seguido creciendo a tasas relativamente altas. Como ya se señaló, el aumento interanual del 24 por ciento ubica a Córdoba en el tercer lugar entre las provincias, por incremento de los préstamos otorgados, detrás de Chaco y Santa Cruz.

El monto de los préstamos otorgados por el sistema bancario puede ser tomado en consideración como un indicador del nivel de actividad de una economía. Toda vez que el dinero que los particulares solicitan viene a financiar sus consumos de bienes durables, o bien emprendimientos de tipo productivo de empresas, que no están en condiciones de solventarlos con la reinversión de sus ganancias o a través de otras fuentes de financiamiento más sofisticadas.

Comentá la nota