Al 35% de los cordobeses no les alcanza lo que ganan para vivir

El 54% vive con lo justo y sólo el 11% pasa por un buen momento económico. Además, el 80% cree que en 2009 le irá igual o peor que en 2008, un nivel de pesimismo récord para la última década.
Las dificultades económicas que muchos cordobeses percibieron durante 2008 afectaron directamente las expectativas puestas en el año que comienza este jueves.

Es que de acuerdo a un relevamiento de la consultora Delfos, el 35% no llega con sus ingresos a cubrir los gastos mensuales y el 54% admite que vive “con lo justo”.

Y cuando se consulta por lo que espera en 2009, el 80% dice que estará igual o peor.

La encuesta destaca que “dos de cada diez cordobeses están en bancarrota, tienen un promedio mensual de gastos de $ 1500 pesos, están endeudados y no llegan a fin de mes. A nivel general el 54 por ciento de la población vive con lo justo y un 35 por ciento no llega a fin de mes”, señala el informe.

Por el contrario, sólo uno de cada 10 cordobeses pasa un buen momento económico (11%).

Otro de los datos centrales que surgen del relevamiento de Delfos es que “del promedio mensual de gastos de una familia cordobesa tipo es de $1.800, el año anterior era de $ 1.400 y en el 2006 fue de $ 1.076”. Es decir que en apenas dos años hubo un incremento de los gastos del 67%, lo que equivale a $724.

Endeudamiento

Cuatro de cada 10 cordobeses están endeudados: el 36 por ciento con tarjetas de créditos, un 28 por ciento con bancos y un 20 por ciento con el estado, reveló el informe.

Pero la situación actual ya se proyecta a futuro. “El nivel de pesimismo en Córdoba alcanza el 80 por ciento, el más alto de los últimos 10 años: en 1999 era del 62 por ciento y el año pasado había sido del 71 por ciento”, recordó Delfos.

La situación contextual del país durante este año, con el conflicto entre el campo y el Gobierno sumado al aumento de precios y la depreciación de los salarios, no solo atentó contra el consumo sino también hizo mella en la expectativa de la gente.

“Además el año culmina con un escenario mundial de crisis económica y con los coletazos de la misma que de a poco se están empezando a sentir en la realidad local”, finaliza.

Comentá la nota