Cooperativas: el Municipio corrigió la polémica cláusula

Después de numerosos cuestionamientos, el Ejecutivo revió el escrito. Asumió responsabilidades ligadas a la provisión de luz, agua, el cartel de obra y un dinero para comprar herramientas.
Organizaciones sociales habían denunciado la inconstitucionalidad de una cláusula que estaba anexada al contrato de trabajo: señalaba que estaba prohibido pretender ejercer el derecho a manifestarse en dependencias municipales. Comunicados, reuniones, llamados, movilizaciones y una contra propuesta terminaron por torcer la intención del Ejecutivo, tendiente a evitar nuevos episodios como la toma del Concejo Deliberante.

El pasado martes las 35 cooperativas fueron llamadas para firmar los contratos. Pero sellaron el acuerdo un poco más 50%. El resto se negó y cuatro cooperativas se reunieron para analizar la propuesta y elaboraron una contra oferta.

En la tarde-noche del viernes corría el rumor de que la postura -que parecía intransigente por parte del Gobierno- se torcería. Si bien aún no hay una comunicación oficial al respecto, desde algunas cooperativas se confirmó que se modificaron varias cláusulas del contrato y de los anexos.

Desde distintos movimientos sociales se había cuestionado duramente el punto que hacía referencia a la imposibilidad de movilizarse o realizar asambleas en dependencias municipales. "El Estado, quien debe ser garante de los derechos de los trabajadores, en este caso es quien inconstitucionalmente los viola", había expresado Mariano Taborda, referente de Barrios de Pie. En la movilización que realizaron organizaciones como MTR, la CCC y el Polo Obrero se había hablado de una imposición "dictatorial".

¿Cómo quedó la nueva redacción de la polémica cláusula? Se establecieron responsabilidades compartidas. Justamente, un fuerte cuestionamiento había sido que -a entender de los vecinos agrupados en cooperativas-, el Municipio se desentendía de responsabilidades. "Saben que no cumplirán", aducían.

Ahora, por un lado se establece el compromiso de los cooperativistas para no entorpecer el desarrollo de las gestiones, pero a su vez se marca el compromiso de la Municipalidad de generar canales de diálogo.

Jorge Bertolot, presidente de la cooperativa "El Che", precisó que además se cambiaron otras cláusulas. La Comuna, dijo, se hará cargo de la luz, el agua, los baños el cartel de obra y de gestionar el dinero -que rondaría los 12 mil pesos- para comprar maquinaria específica para los trabajos en las plazas.

Así lo hicieron saber a los presidentes de cooperativas el secretario de Desarrollo Social, Fernando Gauna, y el titular de Obras, Manuel Regidor, en una reunión que se desarrolló el viernes por la noche. El lunes, en horas de la tarde, terminarían de firmarse los contratos.

Ricardo Berrozpe, del Movimiento Teresa Rodríguez, contempló el cambio como un avance, pero lo calificó como "un empate" y habló de la subjetividad a la que se presta el escrito. Según dijo, este fin de semana lo analizaría un grupo de abogados.

Comentá la nota