La Convención de la UCR expulsaría a los radicales aliados con el Gobierno

La Convención de la UCR expulsaría a los radicales aliados con el Gobierno

Revuelo en el seno radical de Catamarca.  Luego de que  dirigentes radicales hicieran público su respaldo o acercamiento político con el oficialismo gobernante en la provincia, trascendió que desde la Unión Cívica Radical se estaría evaluando  la posibilidad de tomar alguna medida disciplinaria con los militantes díscolos en la próxima Convención Partidaria, convocada para el 9 de mayo. 

El correctivo involucraría a varios dirigentes que por más de 20 años permanecieron en las filas del Frente Cívico y Social, mientras gobernaba la provincia.   

Fuentes boinablancas indicaron a LA UNION que en el próximo cónclave radical, más allá de dar a conocer  los balances del Comité Provincia y el informe de los representantes parlamentarios, se presentará un escrito solicitando al Tribunal de Disciplina del radicalismo catamarqueño que arbitren medidas y sanciones a estos referentes disidentes que vienen trabajando en conjunto con la actual Administración provincial.

Asimismo, dieron a conocer que ya se estaría trabajando en la conducta partidaria de algunos afiliados, que bajo la sigla de Frente Cívico y Social obtuvieron un espacio de representación en sus localidades  y luego se pasaron a las filas del Frente para la Victoria - Partido Justicialista, tal es el caso del intendente de la localidad de Hualfin, Marcelo Villagrán.

Otro de los dirigentes que estarían en la mira de los sectores boinablancas sería el ex presidente del la Juventud Radical y dirigente de Valle Viejo, Pedro Calliero, quien expresó públicamente  su respaldo tanto al Gobierno de la provincia, como así también al referente del Movimiento Nacional  Alfonsinista Leopoldo Moreau.

En la misma línea, trascendió que si bien estas medidas comenzarán a ser tratadas una vez que el Tribunal de Disciplina tome cartas en el asunto,  una vez que el órgano máximo partidario (Convención Radical) lo solicite, no se descarta que el mismo 9 de mayo se trate y se apruebe en el mismo cónclave boinablanca.

Cabe señalar que en el orden nacional, el presidente del centenario partido,  Ernesto Sanz, quien cuestionó el acto donde radicales disidentes compartieron con la presidenta Cristina de Kirchner, anticipó que el partido radical tramita la desafiliación de Moreau.

Coment� la nota