Más controles en las rutas Arrancan los radares y habrá un 54% más de policías

Los equipos para controlar la velocidad ya fueron probados y empiezan a operar el lunes. Se suman otros 300 policías y refuerzan los patrullajes.
Los 30 radares que la Policía Caminera sacará a las rutas ya están listos. El fin de semana se terminaron las pruebas y mañana harán su debut toda la provincia. La prioridad la tendrán la ruta 9 y las autopistas, donde la velocidad suele sobrepasar los límites, pero también habrá controles en el sur provincial. Así lo adelantó Carlos Colino, el jefe de la Policía Caminera en Córdoba.

Por el momento, los radares se aplicarán para advertir a los conductores que sobrepasen los límites de velocidad, pero desde marzo comenzarán a aplicarse las multas. En ruta, no podrán superarse los 110 kilómetros por hora y en autopista el tope es de 130.

Pero no sólo comenzarán los radares. Además, se reforzará la cantidad de policías en las rutas. Con 300 efectivos más en los puestos de control, la Caminera sumará un 54 por ciento más de personal. Así, según aseguró Colino, habrá más controles no sólo en los puestos fijos sino también en los patrullajes en las rutas, donde se sumaron 36 vehículos a los 90 que ya estaban en funcionamiento.

Hasta ahora, en todas las regiones de la provincia se han labrado más de 310 mil actas de infracción e, incluso, se ha demorado a conductores que cometieron faltas graves, como correr picadas o adelantarse en lugares prohibidos.

“Los radares han sido homologados con pruebas sobre las rutas. Este lunes (por mañana) estarán totalmente en condiciones y empezarán a funcionar. Habrá una distribución estratégica que implicará que primero habrá presencia en las rutas más trágicas pero también estaremos en zonas como el sur provincial. Vamos a potenciar los patrullajes en todos lados”, dijo Colino.

Una de las razones que motivan el aumento de los operativos es que la época de vacaciones suele incrementar el número de víctimas fatales en las rutas. Según Colino, habrá más operativos. Principalmente, se instrumentarán controles de velocidad y consumo de alcohol en los tramos de ruta donde la Caminera patrulla entre un puesto fijo y otro.

“Lo importante es que el sistema se está aceitando y ya se nota en las estadísticas. Allí donde la Caminera tiene patrullaje, ha caído un 85 por ciento el número de accidentes.

Ya no hay choques frontales en esos tramos sino accidentes debido al estado del vehículo o la impericia del conductor”, manifestó Colino.

El sargento Ricardo Vega, a cargo de la guardia en la Caminera de Holmberg, advirtió que los automovilistas que cometan faltas graves pueden ir presos. “Hace 4 meses que venimos informando a los conductores de todo tipo de vehículos sobre las infracciones que no se deben cometer en la ruta. Hemos cumplido con nuestra parte”, dijo Vega, como enviando un mensaje de que se viene la mano dura.

Por el momento, lo que piden los policías en las rutas es que las luces bajas estén encendidas, que el conductor y el acompañante lleven puestos los cinturones de seguridad, la tarjeta verde, el carnet de conducir, el seguro obligatorio, un botiquín de primeros auxilios y la patente en buenas condiciones.

Qué exigen en los puestos camineros

Llevar las luces bajas encendidas (no se puede circular con una sola luz)

El conductor y el acompañante deben llevar puestos los cinturones de seguridad.

La tarjeta verde

El comprobante del seguro obligatorio

Un botiquín de primeros auxilios (se consigue a 17 pesos)

Chapa patente en buenas condiciones de legibilidad

Comentá la nota