Contrapunto entre Rossi y De Narváez

Por primera vez, la reunión del Council incluyó a políticos y a juzgar por el rating, fue un acierto. En un panel coordinado por Eduardo Amadeo, el senador radical Ernesto Sanz se llevó las palmas cuando habló de la crisis institucional. Francisco de Narvaéz puso énfasis en que proyectos como la Ley de Radiodifusión o el Presupuesto del 2010, "no pueden ser tratados por el Congreso actual. "Deben debatirse con el que asume el 10 de diciembre".

Agustín Rossi, en nombre del oficialismo, tuvo en cuenta a la audiencia y casi hizo una profesión de fe. Lo hizo en estos términos: "El Gobierno va a dar la vida por el superávit fiscal", señaló. Curiosamente, el que le salió al cruce fue De Narvaéz que le replicó: "No hay que volverse loco por el superavit, lo mejor es conseguir financiación para hacer política social".

De las exposiciones, la de Martín Redrado fue una de las más aplaudidas. El jefe del Central se esforzó en recalcar que para los argentinos "los bancos y el dólar han dejado de ser un problema". Y pese a que no pudo dominar su propio flequillo, Redrado intentó demostrar que pudo manejar los momentos de volatilidad e incertidumbre.

En público, Nicolás Eyzaguirre dio una clase de Economía y remarcó que "el Fondo no cambió, lo hicieron las políticas". La disertación de Amado Boudou fue celebrada cuando el ministro dijo que Argentina quiere volver a los mercados. Pero mientras hablaba, pocos lo seguían.

En los pasillos, el comentario pasaba por cómo le iba a cada sector. Rosario Sica ( estaciones de servicio) soltó que las ventas cayeron en el interior. Tomás Hess, de Esso, habló de una merma de 6%. Ernesto Gutiérrez contó que en el caso de los Aeropuertos y por culpa de la gripe A, el derrumbe fue de 30%. Y hasta Santiago Bilinkis, de Office Net dijo haber perdido ventas en agosto. Sandra Yachelini, de Microsoft, dijo que mejoraron las ventas de casi todos sus productos. Los banqueros estaban de capa caída. " La actividad está paralizada", reconocieron a coro.

Comentá la nota