Contracumbre en Doha por la guerra

Contracumbre en Doha por la guerra
La contracumbre de Doha, convocada por Qatar, para oponerse a la ofensiva israelí en Gaza comenzó ayer por la tarde. Estuvieron presentes, entre otros, del jefe en el exilio del Hamas, Jaled Meshaal, y del presidente iraní Mahmud Ahmadinejad. La reunión, bautizada “Cumbre extraordinaria de Gaza”, se llevó a cabo en un hotel de la capital de Qatar, donde los jefes de Estado o representantes de una docena de los 22 miembros de la Liga Arabe se sentaron alrededor de una mesa redonda.
Las sillas previstas para algunos países árabes estaban vacías, incluida la de “Palestina”, ya que el presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, prefirió no viajar a Doha. Los países árabes estaban divididos sobre la oportunidad de esta cumbre por la ofensiva israelí en Gaza. La reunión ha sido boicoteada por varios países árabes, incluyendo a Egipto y Arabia Saudita. Siria, cuyo presidente, Bashir al Asad, es uno de los principales participantes en la cumbre, es junto con Irán el apoyo más importante de Hamas, que desalojó a Al Fatah, el movimiento de Abbas, de la Franja de Gaza, tomando el control de este territorio en junio de 2007.

En la reunión se adoptó un documento de once puntos en apoyo de los palestinos que presentará a la cumbre árabe prevista para el lunes y el martes en Kuwait. El documento exige “un cese inmediato de la agresión (israelí) en todas sus formas” contra la Franja de Gaza, el levantamiento del “bloqueo ilegítimo” impuesto por el Estado hebreo y la apertura “inmediata y duradera de todos los pasos” de Gaza. Los participantes en la reunión de Doha también hicieron un llamamiento al conjunto de los países árabes para que “suspendan todas las formas de normalización (con Israel), entre ellas la revisión de relaciones diplomáticas y económicas” y “la iniciativa de paz árabe”. Qatar y Mauritania ya acogieron este llamamiento y anunciaron la suspensión de sus relaciones con el Estado hebreo. Qatar tiene vínculos con Hamas, a pesar de que en su territorio existe una oficina comercial israelí.

Comentá la nota