“Construir calidad institucional es responsabilidad de todos”.

NICOLÁS “TITO” FERNÁNDEZ: El Senador destacó el mensaje de la Presidenta de la Nación durante la Asamblea Legislativa en el Congreso.
Finalizado el Acto de Apertura de la Asamblea Legislativa 2009 que inauguró la Presidenta de la Nación, el senador Nicolás Fernández se refirió al discurso de la mandataria. “Sin lugar a dudas, hizo un pormenorizado análisis de las causas y de las consecuencias de la crisis internacional. Diferenció la situación en la República Argentina respecto al contexto internacional, haciendo hincapié en los efectos en materia de producción y empleo que trajo aparejado nuestro modelo y puntualizó que en un momento de crisis, no hay salvaciones individuales”. El legislador resaltó las palabras de la Presidenta al destacar que el éxito de la gestión en el Gobierno central termina derramando éxitos sobre las economías provinciales y regionales.

“Contra todos los pronóstico agoreros de la prensa y la oposición, la Presidenta vino en el día de la fecha, a efectuar una gran convocatoria al diálogo, indicando como prioritario que tanto el oficialismo como la oposición deben acordar inteligentemente una matriz de país que defienda la inclusión y el empleo. Exhortó, además, al debate democrático de ideas y pidió que éste se genere sin agravios y sin descalificaciones”, acotó Fernández.

“También dijo que la sociedad demanda, de toda la clase política, acuerdos en los grandes temas y sostuvo que construir calidad institucional es por ello, una responsabilidad de todos”.

El Senador Nacional resaltó que en el discurso de Cristina Fernández hubo claras referencias sobre la distribución de ingresos. En este sentido el legislador aseguró que la mandataria fue muy contundente. “Cuando dijo que no se puede distribuir a los que menos tienen, los desocupados, los empleados de la educación o los jubilados, sin afectar la renta de los más poderosos y que el único que pudo multiplicar recursos, sin quitarle a unos lo que otorgaba a otros, fue Jesucristo”.

“Marcó la absoluta incoherencia de quienes por un lado, pretenden reasignar recursos y al mismo tiempo son benevolentes y yo diría hasta complacientes y débiles en el debate con los que han concentrado los mayores beneficios del modelo económico”.

“A titulo personal, creo que la Presidenta vino a dar una lección de civilidad a través de un análisis simple y argumentado. Aclaró a la ciudadanía toda que una cosa es lo que titulan los diarios y otra distinta es lo que vive la sociedad. En definitiva, para sacar una impresión de los resultados de esta gestión, hay que tener un poco de memoria y mirar la Argentina del 2001, identificándola con los rostros de los que hoy, sin ningún grado de reflexión ni derecho, pretenden elevarse como críticos del modelo, cuando en realidad este modelo tuvo como primera tarea minimizar las horrorosas políticas implementadas por gobiernos anteriores”.

Comentá la nota