La construcción cayó 2,9% en junio.

De acuerdo con los datos del Indicador Sintético de la Actividad de la Construcción del Indec, en el primer semestre de 2009 el sector acumula una baja del 2% respecto a igual acumulado del año anterior.
El junio, no obstante, acusó un crecimiento de 3,3% en términos desestacionalizados respecto del muy bajo nivel de un año antes, cuando la crisis del campo afectó el movimiento de materiales en diversos puntos del país.

La serie de tendencia-ciclo registró en el mes de una retracción de 0,3 por ciento.

Del análisis de las ventas de insumos surge que el mes pasado crecieron los vinculados con la obra pública, a tono con el impulso que motivaron las elecciones legislativas, en tanto se contrajeron los asociados a la actividad privada, principalmente en lo referente a la construcción de viviendas en propiedad horizontal.

Así, volaron los despachos de asfaltos 89,6%, pinturas 22,4% y cemento 12,4%, mientras que se contrajeron 18,8% las de pisos y revestimientos cerámicos, 3,8% ladrillos huecos y 1,9% las de hierro redondo para hormigón.

En el acumulado enero-junio se observan en general variaciones positivas que alcanzan a valores de 40,2% en asfalto, 13,6% en pinturas para construcción, 7,9% en ladrillos huecos y 5,9% en pisos y revestimientos cerámicos y dos variaciones negativas del 12,8% en hierro redondo para hormigón y 6,2% en cemento.

Y si bien respecto del mes anterior, aumentaron los permisos de edificación para obras privadas en una nómina representativa de 42 municipios, en 4,1%, se mantuvo en la senda negativa en comparación con un año atrás, con 7,4 por ciento.

Perspectivas todavía contractivas

La buena noticia fue que acusó una desaceleración respecto de meses previos, ya que acumula en el semestre una retracción de 19,3% con respecto al mismo período del año anterior.

No obstante, las expectativas para el tercer trimestre se mantienen claramente recesivas, habida cuenta de que en lo que respecta a la obra pública sólo 21,6% presupuesta aumento, en contraste con 37,8% que espera nueva caída.

Peor es el cuadro que plantean las compañias abocadas preponderantemente a la obra privada, porque anticipan aumento en apenas 7,4% de los casos, frente a 51,9% que vaticina nuevas contracciones.

Las tres pirncipales causas que explican esas expectativas negativas de los empresarios, según revela el informe del Indec, son: la menor inversión en obras públicas, caída de la actividad económica y también menor inversión en obras privadas".

Comentá la nota