Los consorcios porteños se inclinan por el personal por hora

Cada vez son menos los edificios de la ciudad de Buenos Aires cuyos propietarios e inquilinos están en condiciones de afrontar el pago mensual de los honorarios del portero

La debacle económica y la inflación sacuden los bolsillos de los argentinos. Los alquileres no parar de aumentar así como el salario de los porteros. Frente a esta coyuntura, y como respuesta a esas subas, muchos de los que viven en departamentos optaron por abaratar los costos contratando personal de limpieza, por hora.

Un informe de Clarín señala que esta modalidad comenzó hace unos cinco años pero ahora se está afianzando en todos los barrios porteños. Ocurre que permite disminuir considerablemente los costos de las expensas, hacer reemplazos con más facilidad y, en muchos casos, mejorar la calidad del servicio.

"Lo que hizo el gremio de los encargados de exigir privilegios durante años generó una reacción de muchos consorcios. Las expensas son cada vez más caras y mucha gente no puede pagarlas", advirtió al matutino el abogado Osvaldo Loisi, de la Liga de Consorcistas.

Los vecinos que se inclinan por el sistema tradicional "dicen que se descuida la seguridad de la entrada y que pueden aparecer problemas con el retiro de la basura porque, en la mayoría de los casos, el personal de limpieza trabaja de mañana".

"En los edificios nuevos no hay problema. En los otros, el cambio de sistema se da cuando el encargado se muere o se jubila. Ahí, el gremio acude a todo tipo de presiones", señaló al matutino un administrador experimentado.

Comentá la nota