El Consejo Superior de la FAEN apartó de su condición académica a Dalfaro y Quijano

Se aprobó el dictamen del tribunal académico que sugería al cuerpo apartar de su calidad de docentes de la Facultad a los imputados de las irregularidades. Con esto terminó el trámite del juicio académico, aunque los imputados pueden recurrir la resolución.
Los consiliarios del Consejo Superior de la Facultad de Administración, Economía y Negocios, reunidos en sesión extraordinaria en el microcine de la Biblioteca de la Universidad nacional de Formosa, decidieron por 15 votos a favor y 5 abstenciones, dos de las cuales eran, una de Humberto Granada Notario, quien se abstuvo de votar al haber actuado como fiscal acusador en el proceso académico y otro de una consiliaria que integró la comisión investigadora de las irregularidades.

Granada Notario

Quien actuara de fiscal en el proceso académico trazó un resumen de lo resuelto en el Consejo, y dio los posibles pasos siguientes que puede tener el tema. "El Consejo Superior ha decidido aprobar la sugerencia del dictamen del tribunal académico, lo que significa que quedan apartados los imputados de su función académica, es decir, son separados de su condición de docentes de la Facultad", explicó.

"Esto implica que a partir de ahora pierden su calidad de docentes pero tendrán que ser notificados de esta resolución y ellos tienen las posibilidades recursivas previstas por la legislación, es decir, pueden plantear un recurso de reconsideración ante el mismo cuerpo o ir en apelación ante la Cámara Federal de Resistencia.

Mientras no esté firme, no se pueden tomar medidas efectivas, es decir no quedan separados, tiene que quedar firme la decisión o porque no interponen los recursos o porque los recursos confirman la decisión del Consejo Superior", sostuvo Granada Notario.

"Con esto termina en sede universitaria, el trámite del juicio académico. El Consejo Superior que es el máximo órgano de la Universidad ha decidido avalar y aceptar el dictamen del Tribunal académico entonces quedan separados de sus cargos de docentes los imputados", expresó.

Al hablar de si la justicia podría tomar como antecedente lo resuelto por el Consejo Superior, afirmó "no, son cuestiones totalmente diferentes, porque acá lo que se investiga es la ética académica y la posibilidad que tienen de seguir desempeñándose como docentes en tanto que en la cuestión penal se investiga si existió delito", añadió.

Más datos de la sesión

De la sesión extraordinaria del Consejo surgieron varios datos interesantes como el hecho de que un grupo de consiliarios, cuando explotó el escándalo a nivel nacional con repercusiones amplias en la prensa nacional y local, por muy poco salvaron a la Universidad de la intervención.

"Casi de rodillas estuvimos en Buenos Aires para rogar que no baje una intervención a la universidad, conseguimos que nos den la posibilidad de resolver el conflicto con los órganos de la casa, con el consejo superior y el tribunal académico", señalaba un consiliario.

Las dos comisiones investigadoras detectaron e informaron al tribunal académico, que luego agregó esos datos como fundamentos del dictamen, una larga lista de irregularidades con convenios que eran suscriptos con entidades extraprovinciales, sin el aval del Consejo Superior en algunos casos y en otros sin que esté permitida la modalidad semipresencial ni a distancia.

Asimismo, se estableció el cobro indebido e irregular manejo de miles de pesos en concepto del cobro de aranceles por esas carreras que se dictaban en institutos ajenos a la universidad. Por este hecho, quienes percibían el dinero en la Facultad emitían recibos no autorizados por la universidad y en esto quedó vinculado el ex decano de dicha facultad, Héctor Carmelo Quijano.

Es justamente Quijano quien, irónicamente, era nombrado el día anterior al frente de la secretaría de Asuntos Universitarios y Estudiantiles del Partido Justicialista, en el último congreso que habilitó a Insfrán al frente del PJ por otros cuatro años.

Debate

El debate más fuerte se dio, en general, por la forma en que se realizó el proceso. Quienes más hicieron uso de la palabra el consiliario Vicente Gripaldi, quien se abstuvo de votar positivamente "por groseros vicios de forma y de manifiesta arbitrariedad discriminatoria del procedimiento de juicio académico"; también opinó Augusto Palmetler y Antonio Prieto, quienes resaltaron el daño institucional que sufrió la UNaF en desmedro de la trayectoria institucional, y también el impacto negativo hacia los mismos estudiantes.

Comentá la nota