Consejo Escolar Quilmes: El Jefe Regional de Infraestructura en la mira por accidentada mudanza

La caótica y accidentada mudanza del Consejo Escolar de Quilmes a un edificio que no estaba en condiciones y unas denuncias por irregularidades en obras de dos escuelas del Distrito, pusieron en el ojo de la tormenta al Jefe Regional de Infraestructura de la Dirección General de Escuelas, Rodrigo Villanueva.
El funcionario tiene injerencia en las obras que se realizan en Quilmes, Berazategui y Varela.

Fue Villanueva el que avaló el alquiler del edificio de Andrés Baranda y Condarco de Quilmes Oeste, que no estaba en condiciones para recibir al Consejo Escolar. Se dispuso el pago de un alquiler de 11 mil pesos mensuales. También fue quien aprobó originalmente el presupuesto de más de 200 mil pesos para reformas que fue frenado por la Fiscalía de Estado de la provincia de Buenos Aires.

En la asamblea de ATE del viernes último, el propio Intendente, Francisco Gutiérrez, dejó entrever la existencia de responsabilidades de los funcionarios que autorizaron la mudanza.

NO ESTUVIERON LOS MATAFUEGOS

Recién ayer la mayoría de los trabajadores del Consejo Escolar de Quilmes reanudaron sus tareas aunque hubo sectores del organismo que no funcionaron debido a que las reparaciones prometidas no se habían concretado. Incluso, los matafuegos no pudieron ser colocados ya que el Intendente Gutiérrez, no logró recargarlos debido a que los cuatros artefactos estaban vencidos y no pasaron las pruebas a las que fueron sometidos. El Consejo Escolar funcionó ayer en medio de obras sin un solo matafuego.

Las falencias y el desorden reinan en las nuevas instalaciones de Andrés Baranda y Condarco. Luego de la explosión del termotanque, de los tres heridos, y de una semana de paro, los trabajadores reanudaron sus tareas aunque no se sabe hasta cuándo.

AUDITORIA POR OBRAS

Por otra parte, ayer se supo que la Dirección General de Escuelas dispuso la realización de una auditoría por dos obras en escuelas de la ciudad. Una corresponde a la Escuela Nº 65 y la otra, al colegio Nº 50. La sospecha principal es el cobro de obras no efectuadas.

DONACIONES CONSENTIDAS

La presidenta del Consejo Escolar de Quilmes, Gladys Guillén, por su parte, sigue en búsqueda de donaciones para poder acondicionar la nueva sede. Se aceptan muebles, mesas, sillas, viejos armarios, etc. En ese marco, reconoció haber recibido cuatro aires acondicionados de parte de los proveedores durante el 2.008 que fueron recientemente instalados en el lugar.

En tanto, la mayoría de los consejeros escolares de Quilmes intentan llegar a Diciembre para el recambio de autoridades sin escándalos.

Comentá la nota