Conflicto salarial Convocarían a aspirantes para reemplazar a los trabajadores municipales que están de huelga

El intendente municipal Cristian Breitenstein dijo hoy que no habrá otra propuesta salarial distinta a la que realizó el Ejecutivo local el martes y que los empleados de la comuna rechazaron ayer.
Agregó que redactarán un decreto por el cual se les descontarán los días de paro a los trabajadores municipales y que abrirán un registro para convocar a personas que quieran reemplazarlos.

Breintenstein tampoco descartó pedir la intervención del Ministerio de Trabajo para mediar en el conflicto.

Adelantó que durante el fin de semana los controles de alcoholemia y minoridad los realizarán los inspectores que trabajan como temporarios y que les pondrán custodia para que no sufran agresiones.

Además reconoció que la situación de los trabajadores del hospital Municipal es distinta. “Con ellos vamos a seguir negociando porque hay un tema estructural y tenemos que ver cómo hacemos para mejorar los recursos”, dijo.

El respaldo del presidente del Concejo a los municipales

El presidente del Concejo Deliberante, Juan Pedro Tunessi, dijo esta mañana que los concejales no pondrán trabas si existe una decisión política de aumentar el salario de los trabajadores municipales.

Aclaró que la decisión de incrementar el salario a los trabajadores de la comuna es responsabilidad del intendente.

“Estamos dispuestos a que no haya ninguna traba de tipo presupuestaria. Vamos a hacer las adecuaciones que hagan falta para atender este acuerdo salarial al que tienen que arribar con el Ejecutivo”, afirmó.

Los trabajadores municipales marcharon hoy hasta el edificio del Concejo Deliberante, en el primer día de una huelga que se extenderá hasta el domingo, luego de la agudización del conflicto salarial con el municipio.

Ayer, el sindicato rechazó la última oferta de incremento salarial que propuso el intendente comunal Cristian Breitenstein y elaboró un plan de lucha que incluye paro y movilización hoy y mañana, cese de actividades durante el fin de semana y una asamblea el lunes para decidir los pasos a seguir.

El Ejecutivo local propuso ayer un aumento del 8% en el básico, en el plus por antigüedad y en otros conceptos remunerativos a partir de enero de 2009.

Los municipales exigen una recomposición salarial del 30% a partir del último trimestre de 2008. Además piden el pase a planta permanente de los trabajadores temporarios y los becarios. (LU2)

Comentá la nota