El Concejo investigará la ruta de los subsidios para los pescadores

"No cobramos porque no fuimos a los piquetes, mientras que otros cobraron por romper todo. Pero nosotros somos trabajadores, no piqueteros", sostuvo ayer Gabriel Ayala, ante los ediles.
El grupo de pescadores artesanales que no cobró el subsidio enviado por el ministerio de Agricultura de la Nación le solicitó ayer al Concejo Deliberante que investigue el accionar de la Cámara de Pescadores, responsable de armar un listado que --según denuncian-- no sólo los ha excluido sino que además autorizó pagos a personas ajenas al gremio.

Los concejales se comprometieron a pedir un listado oficial de pescadores a la Prefectura Naval y un detalle del dinero girado al Banco Nación, a fin de compararlos con el elaborado por la Cámara y determinar si se registraron pagos indebidos.

Unos 15 pescadores se hicieron presentes en el recinto del Concejo para manifestar su enojo por no haber percibido los 4 mil pesos abonados el miércoles 30 de diciembre.

De acuerdo con su versión, los directivos de la Cámara decidieron dejarlos afuera por no haber participado de los cortes que durante 15 días realizaron en el puerto como protesta por su compleja situación laboral.

"En los pagos existieron muchas irregularidades, fue casi una defraudación. Nos sentimos discriminados porque somos pescadores de toda la vida y resulta que entre quienes cobraron aparece hasta el chofer de Pedro Santos (presidente de la Cámara) y muchos que ni siquiera son pescadores", señaló Gabriel Ayala, pescador artesanal que dijo tener más de 20 años en el oficio.

Ayala insistió con su teoría, manifestada públicamente el último viernes en Ingeniero White por varios damnificados, de haber sido excluido por no participar de los incidentes del 24 de diciembre, cuando cerca de 100 personas destruyeron parte de las instalaciones del Consorcio de Gestión del Puerto y fueron reprimidas por Prefectura y la policía bonaerense.

"No cobramos porque no fuimos a los piquetes, mientras que otros cobraron por romper todo. Pero somos trabajadores, no piqueteros", insistió.

Para Fabián Caserna, otro pescador desafectado del subsidio, esa "pasividad" los condenó. "Lo único que sabemos hacer es pescar y como no fuimos con un bidoncito de nafta a quemar el Consorcio ahora nos dejaron afuera", aseguró.

Los pescadores aseguran que el listado de Prefectura, con el cual se pagó un subsidio similar el año anterior, no fue considerado como padrón, sino que el mismo fue reelaborado por la Cámara.

"Por eso hoy trajimos nuestras libretas de embarque, para que ustedes las vean. Somos pescadores de toda la vida", remarcó Caserna.

A pesar de la importancia del subsidio, Ayala aseguró que lo más trascendente es lograr resolver la situación laboral que les impide salir a pescar.

En idénticos términos se manifestó María Cristina Casariego, una de las tres vecinas que firmó una nota dirigida al presidente del Concejo, Marcelo Ciccola, pidiéndole que intervenga para desenmascarar lo que calificó como "una malversación de fondos".

"Aquí recibió dinero gente que ni siquiera vive en la ciudad. Eduardo Defilippis (vicepresidente de la Cámara) lo reconoció: el que no estuvo en el piquete, no cobra. Pero estas personas estaban trabajando, tienen su libreta de embarco", declaró.

Criticó además que el gobierno nacional haya decidido que el dinero sea manejado por Pedro Santos, quien había estado detenido como consecuencia de los disturbios del 24 de diciembre.

"Queremos que el Concejo investigue cómo se le permitió a este señor manejar el dinero a su criterio. Porque esa es plata nuestra, no es un cheque que salió del bolsillo de la presidenta y yo, en lo personal, no mantengo vagos, por eso quiero saber a quien se pagó", indicó Casariego.

Para el concejal Carlos Moreno, del oficialista bloque Frente para la Victoria-PJ, las presuntas irregularidades en la entrega del dinero enviado por la Nación tienen que ser investigadas, al tiempo de alentar a los pescadores a formar una asociación propia, que los diferencie de la Cámara.

"Los pescadores nos plantean que no se ha manejado prolijamente la distribución del subsidio, lo cual trataremos de dilucidar. Por otra parte, esto puede servir para romper con la hegemonía de la Cámara y pensar que los pescadores se organicen de otra manera", comentó.

Para conocer la situación, el Concejo solicitará a la Prefectura un listado de todos los pescadores habilitados, el cual será comparado con el elaborado por la Cámara y con un detalle de los pagos realizados por el banco.

"A partir de ello veremos que cada uno cobre lo que corresponde", agregó Moreno.

Discriminado

Damián Núñez tiene nueve hijos y un parche sobre su ojo, a la altura de la ceja derecha. A los 50 años de edad se siente discriminado.

Su situación es singular dentro del marco de quienes no cobraron el subsidio, teniendo en cuenta que en los incidentes del 24 de diciembre resultó golpeado y detenido.

"En realidad estaba en la puerta de la iglesia cuando empezaron los problemas y terminé herido y preso", resume.

A pesar de esto, fue excluido del cobro del subsidio.

"Supongo que se debe a que mi canoa es de Coronel Rosales. Pero si la ría está contaminada tengo que buscar el sustento en otro lado. No tengo problemas en ir a juntar cartones, pero mis herramientas son para pescar", dijo.

Presentación ante el Inadi.

Cinco de los casi 20 pescadores que no cobraron el subsidio solicitaron la intervención del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI), teniendo en cuenta que esa entidad está facultada para dejar sin efecto todo acto discriminatorio y hacer reparar el daño moral y material que éste ocasione.

"Negarnos como beneficiarios supone negarnos el acceso en igualdad de condiciones a otros pescadores, a los necesarios subsidios para nuestra subsistencia, menoscabando el principio de igualdad y tutela de la ley antidiscriminatoria", argumentaron en su escrito los trabajadores Gabriel López, Gustavo Peluffo, Gabriel Ayala, Ernesto Riali y Fabián Caserma.

Comentá la nota