Concejo Deliberante: primeros cruces por el Presupuesto Municipal

Concejo Deliberante: primeros cruces por el Presupuesto Municipal

Concejales se reunieron con el secretario de Hacienda y Finanzas del Municipio, quien defendió el cálculo de recursos y gastos diseñado para el año 2016.

Como estaba previsto, ayer al mediodía los concejales que integran la Comisión de Presupuesto y Hacienda del Concejo Deliberante recibieron a parte del equipo de economistas del Municipio para hablar sobre los proyectos de presupuesto para el año 2016 y de ordenanza fiscal impositiva para el mismo período.

La reunión fue en el Salón Azul de la Comuna y en representación del gobierno de Pablo Petrecca acudieron el secretario de Hacienda y Finanzas, Ariel Díaz, y el contador Mauro Jacobs.

La posición del oficialismo

"Asistimos con la intención de evacuarles las dudas a los concejales, también los hemos escuchado a ellos y sin dudas seguiremos trabajando para que tengan todas las herramientas a la hora de debatirlo en el Concejo Deliberante", aseguró el funcionario Ariel Díaz y destacó que se trata de "un presupuesto de 514 millones, que contempla que más del 50 por ciento del personal municipal cobrará lo que indica el Salario Mínimo, Vital y Móvil.

Es decir, que todos los empleados del municipio con un régimen horario de 40 horas semanales alcanzaran un básico de 6060 pesos y será a partir del sueldo del mes de enero".

Díaz resaltó también que el presupuesto elevado al Concejo "contempla importantes incrementos de partidas en áreas tan sensibles como seguridad, que recibirá un 66 por ciento más de presupuesto que el año pasado, en salud el incremento será de un 59 por ciento y en acción social un 30% más. En lo que respecta a obras concretas solicitadas por los  vecinos, como la poda o tareas viales el incremento es de un 70 por ciento".

"En lo que respecta a agua y cloacas, tenemos presupuestado realizar un 25 por ciento de lo que falta, para que podamos llegar en los primeros 4 años de gobierno de Pablo Petrecca a completar el total de la Ciudad. En lo que respecta a obras está previsto también la culminación de las obras para el nuevo edificio de la Escuela Técnica Nº2", sostuvo Díaz.

Las críticas de la oposición

Varios de los ediles no oficialistas que estuvieron presentes en el encuentro escucharon la defensa de los proyectos realizadas por los funcionarios y después llegó el turno de las objeciones, realizadas sobre todo al régimen de prioridades  establecido por el Intendente a través de la asignación de partidas área por área y al incremento de tasas.  

 “En principio nos pareció muy importante que el secretario de Hacienda municipal reconozca que la deuda que pagará el Municipio durante el ejercicio 2016 será de poco más de 50 millones, lo que representa el 10 % del presupuesto total, muy lejos de los 90 millones que habían anunciado a pocos días de la asunción.

Por otro lado nos preocupa cómo va a afectar al vecino los aumentos de tasas previstos y la falta de recursos para obras importantes para la ciudad como asfalto, la nueva terminal de ómnibus, y la terminación del centro cultural”, dijo a la salida de ese encuentro el concejal meonista Claudio Martínez.

“Desde el punto de vista conceptual -continuó- no compartimos la definición de ‘presupuesto de transición’, porque la transición duro 40 días y se desarrolló durante las últimas jornadas de la gestión de Mario Meoni donde se les dio a la nueva gestión todas las herramientas necesarias.

El presupuesto, es la estimación de recursos y gastos que debe hacer el intendente en funciones según sus expectativas para el crecimiento y desarrollo de la Ciudad durante los próximos 365 días, y los vecinos de Junín no pueden esperar un año para ver respuestas. Y por otro lado, nos preocupa que no se encuentren plasmados muchas de las promesas que escuchamos durante la de campaña, como el transporte público y el relleno sanitario”

En tanto, Santiago Aguiar, del bloque Junín para la Victoria, observó que las grandes acciones de gobierno, particularmente todo lo que tiene que ver con acción social y obras de envergadura, están previstas con la ayuda de la Provincia y la Nación. “Y ahí pusimos reparos, porque ante situaciones de emergencia uno tiene que tener presupuesto para enfrentarlas y no esperar que aparezca el Estado nacional”, indicó. 

Más adelante marcó que “claramente no hay política de vivienda, las edificaciones que están en ejecución (pista de atletismo, terminal de colectivos y edificio de la cultura) no está previsto que finalicen en 2016, no está incorporado el transporte público y el gran peso que tiene el presupuesto que tiene el presupuesto, según justifican desde el oficialismo es la gran carga salarial”.

“Nos preocupa la austeridad del presupuesto y que muchas de las cosas que hablamos con Pablo (Petrecca) el año pasado, cuando armamos el presupuesto, quedaron en el tintero”, añadió.

Coment� la nota