Concejales ponen condiciones para aprobar la contribución para salud

Algunos bloques adelantaron su apoyo a la medida, siempre y cuando se garantice que habrá controles sobre el destino del dinero y se expliciten las mejoras previstas para la atención primaria de la salud. Otras bancadas aún esperan la presentación formal del proyecto para emitir opinión. La idea de plebiscitar la medida no despierta entusiasmo.
Algunos concejales comenzaron a definir su posición ante la propuesta del intendente Gustavo Pulti de implementar una contribución adicional a la Tasa de Servicios Urbanos con el propósito de recaudar fondos para financiar mejoras en el servicio de atención primaria de la salud. Luego de que el bloque radical supeditara su apoyo a la realización de un plebiscito -lo que fue desestimado por el oficialismo y otros bloques- el socialista Juan Carlos Cordeu hizo saber ayer que sí está de acuerdo con el planteo del gobierno y que lo acompañará siempre y cuando sean cumplidas ciertas condiciones. Una de ellas -dijo- es que haya garantías de que el dinero que se recaude sea utilizado únicamente para incrementar el presupuesto de la Secretaría de Salud.

Por eso pidió que los recursos puedan "ser auditados de manera fehaciente por el Concejo Deliberante". Asimismo reclamó que el Ejecutivo presente un plan de gestión para el área de salud, en el que se detallen cada una de las mejoras previstas para el servicio. La presidenta del bloque del Frente para la Victoria, Viviana Roca, también consideró que antes de aprobar la propuesta deberían ser acordados algunos puntos.

La concejal le dijo ayer a LA CAPITAL que en primer lugar habría que realizar una "simulación" del impacto que tendría la medida para determinar de manera exacta cuál será el costo para cada vecino, cotejándolo con su capacidad contributiva. Además opinó que "habría que tener una consideración especial "para los jubilados y otros sectores sociales vulnerables" a los que tal vez "no sea justo reclamarles el pago de dinero extra" al que ya le aportan al municipio a través de la TSU.

Al margen de haber antepuesto estas condiciones, tanto Cordeu como el Frente para la Victoria demostraron predisposición para acompañar al oficialismo.

Roca destacó que la medida es "innovadora" y subrayó que "por primera vez se plantea una manera de financiar a la salud, cuyo presupuesto nunca tuvo prioridad". Por su parte Cordeu destacó que tal como está diseñada, la medida tiene "un espíritu solidario ya que propone que los que más tienen colaboren para garantizar los servicios básicos de los sectores con menos recursos". El resto de las bancadas, está aún a la espera de que el Ejecutivo eleve el presupuesto de 2009 para, a partir de eso, adoptar alguna postura. La propuesta de crear la nueva contribución está contenida dentro de ese proyecto, el cual, podría ingresar al Concejo en las próximas horas.

La concejal de la Coalición Cívica, Leticia González, prefirió no emitir opinión sobre el tema hasta tanto esté a disposición el expediente. Carlos Katz, de Consenso Local tuvo la misma tesitura, señalando que antes de tomar una decisión debería conocerse cuál será el monto de la contribución y quiénes la pagarán, entre otras cosas. Lo mismo indicaron ayer el concejal Juan Domingo Fernández (Mar del Plata Batán-K) y el presidente del bloque de la Concertación Plural, Ricardo Alonso. Este último le dijo a LA CAPITAL que por ahora, sólo está convencido, de la "inconveniencia" de someter el tema a una consulta popular. La iniciativa de la gestión de Gustavo Pulti consiste en aplicar una contribución extra a la TSU sobre el 70% de las 420 mil cuentas existentes en el Partido, a través de la cual, el municipio podría recaudar unos 15 millones de pesos al año. La idea es destinar ese dinero de manera íntegra a la Secretaría de Salud y al financiamiento del Programa de Desarrollo Infantil diseñado por la Fundación Conin.

El Ejecutivo dispuso que fuera eximidos del pago de este aporte -que tendrá un monto mínimo de 2 pesos mensuales- a los titulares de 120 mil cuentas, cuyas propiedades tienen bajas valuaciones fiscales. A través de estos fondos, el gobierno municipal quiere contratar a más médicos, enfermeras y promotores de salud, mejorar la situación edilicia de los centros y salas barriales así como el estado de sus equipos. Junto a ello, pretende ampliar los horarios de atención y garantizar la atención sanitaria en los 4 puntos cardinales de la ciudad durante las 24 horas. El Ejecutivo hizo saber que está dispuesto a crear una comisión de control ciudadano que garantice que los fondos que sean recaudados sean efectivamente destinados al área de Salud.

Comentá la nota