Los concejales devolvieron al Ejecutivo el proyecto salarial

El proyecto para la recomposición salarial del 5% no tomó estado parlamentario en la sesión de ayer del Concejo, decidió devolverlo al Ejecutivo sin darle tratamiento. Los gremios marcharon del municipio al Concejo y reclamaron la apertura del diálogo.

NO LLEGO A TOMAR ESTADO PARLAMENTARIO EN EL CONTEXTO DE LA MOVILIZACION DE LOS MUNICIPALES, QUE AHORA ESPERAN EL LLAMADO A PARITARIAS

Los concejales devolvieron al Ejecutivo el proyecto salarial

El proyecto para la recomposición salarial del 5% no tomó estado parlamentario en la sesión de ayer del Concejo, decidió devolverlo al Ejecutivo sin darle tratamiento. Los gremios marcharon del municipio al Concejo y reclamaron la apertura del diálogo.

Los municipales volvieron a marchar para pedir otro aumento salarial.

Desde las 10 de la mañana, los trabajadores municipales colmaron ayer nuevamente el edificio municipal. Allí permanecieron hasta minutos después de las 11 para dirigirse hacia el Concejo Deliberante, donde se esperaba el ingreso formal durante la sesión del proyecto de recomposición salarial del 5% que impulsa el intendente Martín Buzzi.

Hasta entonces el proyecto del Poder Ejecutivo sólo contaba con el trámite administrativo de recepción en la mesa de entradas legislativa.

Las diferencias dentro del bloque mayoritario justicialista, que restaban al menos tres votos, y la preanunciada negativa de Jorge Camarda y Gustavo Borracer (UCR), como de Ercira Paredes (Provech disidente), fueron el contexto con el que los concejales recibieron a los titulares del SOEM, David González, y de la APJ, Alfredo Prior.

En ese momento resolvieron devolver la iniciativa al Poder Ejecutivo sin darle estado parlamentario durante la sesión.

VIGILIA Y ESTRATEGIA

En tanto los trabajadores, que esperaban los resultados del encuentro alojados en el interior del Concejo, repetían el uso de pirotecnia que ya los había acompañado en el municipio y durante la movilización anterior, aunque ayer también sumaron "huevazos" para matizar la espera, que musicalizaron con el grito de "traidores" cuando algunos concejales se dejaban ver por los pasillos.

Una vez enterados de la resolución del cuerpo, volvieron a marchar hasta el municipio para reclamar a viva voz la apertura del diálogo y poner fin a la movilización, ya pasadas las 13.

Sobre el trámite administrativo que recibió el proyecto, vale aclarar que encarna toda una estrategia. Es que de haber tomado estado parlamentario y recibir el voto negativo o la decisión de rechazarlo, el Ejecutivo no podría volver a ingresarlo en lo que resta de este período de sesiones. De modo tal que con la simple devolución administrativa, el Ejecutivo está facultado a volver a ingresar el mismo proyecto, es decir la misma oferta del 5% que, por ahora, parece inamovible (ver página 5).

El hecho de que el proyecto ni siquiera formara parte del orden del día en la sesión, no quitó que fuera uno de los temas centrales en la hora de preferencia, donde desde la bancada radical, Jorge Camarda introdujo el tema cuestionando que el ejecutivo hubiera remitido el proyecto al cuerpo sin previo consenso con los trabajadores, dejando la decisión en manos de los concejales.

El comentario fue el preámbulo que utilizó el jefe de la oposición para efectuar una crítica evaluación de las cuentas municipales, resaltando que se cuenta con un presupuesto escaso, que no alcanza para resolver los múltiples problemas que afronta.

"Eso le quita poder político a la ciudad" dijo Camarda y subrayó que es una consecuencia del "excesivo poder económico, y por ende político, del gobierno de Chubut".

En esa ecuación política y económica, que el concejal figuró como repetida en todos los municipios de la provincia, basó la necesidad de rediscutir los ingresos por regalías y coparticipación de las exportaciones petroleras, y aunque afirmó que no responsabiliza al intendente de la situación, consideró que su gestión no es firme ni suficiente y reclamó además la implementación del ahorro municipal que había reclamado en la antesala de la crisis mundial.

Fue el jefe de la bancada mayoritaria, Juan Maldonado, quien replicó los conceptos del radical, para subrayar en primera instancia que el hecho del rechazo al proyecto salarial ante los medios de comunicación por parte de la UCR no significa que el mismo haya sido devuelto al Ejecutivo sólo por el oficialismo, y fundamentó la decisión adoptada en el entendimiento de que una aprobación de esa naturaleza debe darse por unanimidad del cuerpo.

Volvió a sostener de que ese 5% ofrecido ya debería estar en los bolsillos de los trabajadores para seguir discutiendo, no sin antes agregar que la cifra junto a lo recibido en mayo, "es en la práctica un 12 por ciento, y los trabajadores lo saben", aunque reconoció que en las charlas paritarias los salarios nunca son suficientes.

Finalmente, puso en valor "la madurez política del intendente en aceptar el disenso de los concejales de la mayoría" y consideró que con lo sucedido ayer "quedan desmentidas todas las veces que se tildaba a este bloque de "escribanía" del Poder Ejecutivo, por el hecho de que tengamos la mayoría absoluta".

González: "de algún lado tiene que salir la plata"

"Reclamamos lo nuestro, lo justo", afirmó ayer el titular del SOEM, David González, y afirmó que si no hay recursos "se debe a falta de capacidad para gestionar". También pidió que cambie la política de gobierno porque "de algún lado tiene que salir la plata".

"Esta lucha se mantiene cueste lo que cueste", fue uno de los comentarios recurrentes del gremialista durante la movilización de ayer.

Antes de marchar al Concejo Deliberante, González había cuestionado que la mayoría de los municipios de la provincia habían tomado como parámetro la recomposición salarial otorgada a los trabajadores provinciales, que se tradujo en ofertas del orden del 5%.

Allí fue que puso como ejemplo lo sucedido en Puerto Madryn donde recordó que el martes los trabajadores se habían movilizado en rechazo de ese 5%, logrando que a las 18 de ese mismo día el intendente (Carlos Eliceche) los convocara y les reconociera un incremento del 12%, de lo que además del ejemplo se trasluce que podría ser la cifra que los municipales locales estarían dispuestos a aceptar, bajando la pretensión del 20% que reclaman.

Tal exposición dio pie al gremialista a pedir el acompañamiento de todos los trabajadores, y también el de los jubilados, cuestionando duramente a aquellos que decidieron no plegarse a las movilizaciones.

González además requirió la convocatoria inmediata a la mesa de diálogo paritario, aunque dijo que no aceptarán "hablar con secretarios" ya que el responsable es el intendente.

"A partir de ahora las cosas son justas y claras, sino tomamos la decisión que haya que tomar, pase lo que pase, no aceptamos más chicanas", amenazó.

EMISION DE COMENTARIOS SIN REGISTRO

Patagónico.net no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. Patagónico.net ha creado un espacio en donde volcar ideas no teniendo que recurrir al registro de usuario para hacer más ágil el ingreso. Se requiere NO emitir agravios, injurias y discriminación de cualquier tipo amparadas por el anonimato. El espacio se debe sostener sobres bases que idealmente sean constructivas, sin agravios de raza, nacionalidad y condición. Patagónico.net se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina, como la ocultación de términos inapropiados, sin la modificación del sentido del contenido si el mismo tuviese valor para aportar a la discusión.

Comentá la nota