Concejal radical le había advertido a la dirigencia tabacalera sobre la "tasa" impulsada por Ficoseco

La concejal radical de Ciudad Perico, Alejandra Martínez, reveló que mantuvo reuniones con dirigentes de la Cooperativa de Tabacaleros de Jujuy y de la Cámara del Tabaco para ponerlos al tanto del proyecto de ordenanza impulsada por el oficialismo en el Concejo Deliberante de Perico que pretende gravar con una tasa del tres y medio por ciento a la venta de tabaco.
La edil periqueña señaló que "hace alrededor de dos meses se presentó en el Concejo Deliberante un proyecto de ordenanza por iniciativa de los concejales Gustavo Bandi, Manuel Farfán, actual presidente del Concejo Deliberante y el concejal Néstor Correa, concejales que son del ‘riñón’ del intendente".

"Antes de presentar este proyecto, intendente y concejales viajaron a El Carril, Salta y no se si visitaron algún otro municipio también -explicó la legisladora, quién aseguró que- trajeron información de que allí se cobraría algún tipo de concepto similar, aunque no en esta magnitud".

"Hablar de un tres y medio por ciento y el sólo hecho de hacer un planteo de esta naturaleza tiene una implicancia realmente muy fuerte", opinó.

Hablando de las intenciones del intendente de Perico y sus concejales, la electa diputada provincial afirmó que "ellos decían que de todas maneras el intendente después va a poder negociar la tasa y podrán bajar el porcentaje, lo que desde el punto de partida está fuera de lugar".

Otra cuestión resaltada por la legisladora es el destinó que tendrían los fondos que se recaudarían: "Ante el hipotético caso de algún tipo de aporte de las empresas que venga aún con carácter social, cómo va a manejar recursos un intendente que no rinde cuentas desde el año 2002, que no rinde cuentas de los programas nacionales que llegan a la ciudad, que no terminó la obra en el Hospital aunque ya cobró todos los lotes de las 33,9 hectáreas -se preguntó- sería insólito permitir que eso ocurriera", agregó.

Dijo además "me parecía que era muy importante algún tipo de proyecto de ordenanza con consenso, con claridad. Les preguntaba: cuánto cuesta el kilo de tabaco, no lo sabían, cuánto impacta, cuánto dinero piensan recaudar con esto, tampoco lo sabían. Entonces me parece que no se puede aprobar una cosa así", subrayó.

Acerca del trámite parlamentario del proyecto y el trabajo colateral generado por el mismo, Martínez dijo que "hace alrededor de un mes y medio se dispuso que esta ordenanza volviera a comisión, aún cuando ya tenía el despacho favorable. Se quedó también en que se iba a llamar a una reunión. No se llamó a la reunión a la gente de la Cooperativa, ni de ninguna empresa que acopie y procese el tabaco".

"Cuando volvieron a bajar el proyecto al recinto, ya con el dictamen favorable, otra vez me opuse y también un concejal Abraham del oficialismo les dijo que esto era una locura y que va a generar muchos problemas", añadió.

"Decidieron darnos treinta días para que cada uno hiciera las reuniones que considerara apropiadas", explicó la edil quién también dio detalles de la reunión que mantuvo con los dirigentes de la Cooperativa de Tabacaleros de Jujuy: "les expuse qué es lo que pretendían los concejales y ellos allí me explicaban el impacto negativo que generaría en la producción, en la propia Cooperativa, que para nosotros es vital por la cantidad de empleo que brinda".

"Yo me alegro que al tomar estado público se haya detenido, al menos temporalmente, este intención de los concejales que responden al intendente Ficoseco", estimó.

Consultada sobre si el tema se manejó con reserva en Perico, al punto que la dirigencia de la Cámara haya ignorado lo que se estaba tratando de aprobar en el Concejo Deliberante, Martínez aseguró que "fue cumpliendo el procedimiento parlamentario y ellos no lo expusieron como suele hacerse. Cada uno quiere difundir su proyecto, su idea. En este caso se la mantuvo en forma reservada".

La concejal sostuvo que pidió que se llame a reunión a las entidades que se verían abarcadas por la normativa, pero al no obtener una respuesta favorable a su solicitud fue directamente a dialogar con las entidades alcanzadas por el proyectos: "me pareció que debía ir a la Cooperativa, que debía hablar con la gente que representa a los productores, plantearles la situación -sostuvo la edil- también me puse en contacto con la gente de la Cámara y con la gente de otras empresas, porque ellos (los concejales oficialistas), decían que había anuencia de las otras empresas, como que estaban de acuerdo y la verdad está a las claras. Nadie está de acuerdo con gravar de esta manera. Hay un rechazo total y el impacto sería totalmente negativo".

Consultada sobre si ya tienen una estimación de la cantidad de puestos de trabajo que se verían afectados por la iniciativa, la concejal señaló que "es prematuro que se pudiera hacer una medición de esta naturaleza, pero sí debo decir que son alrededor de ochocientos empleados los que están trabajando en la Cooperativa de Tabacaleros", por otra parte resaltó que "podría generar otro impacto allí, en los mismos productores, quienes en última instancia deberían hacerse cargo".

Finalmente señaló que "si se procesa menos tabaco, el impacto es en la Cooperativa, pero si el productor tiene que pagar más, entonces puede dejar gente afuera también".

Comentá la nota