La comunidad judía reaccionó con rapidez y criticó a Irán

El titular de la AMIA defendió al Gobierno argentino frente a las críticas de Teherán.
"Una persona cuya captura está pendiente por Interpol trasciende cualquier cuestión entre países. Irán, antes de acusar a la Argentina, primero debe dar respuesta al pedido de la justicia argentina que fue debidamente ratificado por Interpol y es lo que hace 15 años estamos esperando, que los responsables sean juzgados por la justicia para que los muertos puedan descansar en paz", dijo ayer, Guillermo Borger, presidente de la AMIA.

Con su declaración, Borger salió en defensa de la dura postura sostenida por la cancillería argentina, que repudió la designación como ministro de Defensa de Irán, de Ahmad Vahidi, sobre quien pesa un pedido de captura de Interpol, a instancias de la justicia argentina por su vinculación con el ataque terrorista a la AMIA. Vahidi fue comandante de la Guardia Revolucionaria de su país. Ayer, Irán repondió a la cancillería argentina, a la que acusó de inmiscuirse en asuntos de política interna.

Para el titular de la AMIA, la designación resultó emblemática, puesto que ocurrió "a pocos días de haberse realizado el acto central por el 15 aniversario, en el que se volvió a denunciar la falta de colaboración de Irán".

A su vez, el vicepresidente de la DAIA, Angel Schindel, consideró que "el gobierno argentino actuará con la energía política que corresponde" ante la decisión del presidente iraní, Mahmoud Ahmadinejad, de presentar como candidato ministerial a Vahidi.

También expresó su crítica, el ex procurador general de la Ciudad y Consejero Jurídico de AMIA, Agustín Zbar: "No nos sorprende -dijo-, Vahidi es un jefe terrorista del Estado iraní del mayor rango desde antes de 1994 y el atentado a la AMIA. Al promoverlo, el régimen terrorista redobla la apuesta contra nuestro país y occidente, mientras desembarca políticamente en la región, especialmente de la mano de Hugo Chávez en Venezuela".

Entretanto, y con igual énfasis, la Cancillería de Israel afirmó que la designación de Vahidi es "una prueba más de la arrogancia" del gobierno islámico que "poco caso hace de la comunidad internacional y la legalidad internacional al nombrar a un terrorista en un puesto clave".

También sumó su voz al coro de repudios a la designación de Vahihi, la agrupación Familiares y Amigos de las Víctimas del Atentado a la AMIA. Este grupo reclamó al Gobierno argentino que redoble su esfuerzo para condenar la falta de coloración de Irán con la investigación del ataque a la mutual judía. Sergio Burstein, miembro de Familiares, y quien fuera uno de los oradores en el acto de la semana pasada en homenaje a las víctimas, afirmó que el presidente iraní, Mahmoud Ahmadinejad, "es responsable del atentado a la AMIA, porque quien protege a los terroristas es cómplice de la muerte de nuestros familiares".

Comentá la nota