Se complica el plan de "Cuto" Moreno para armar la sexta sección electoral

Las dadivosas inversiones que la Rosada destinó a un amplio número de municipios parecen no garantizar el rédito político que algunos operadores imaginaron. Uno de los casos más resonantes se da en Tres Arroyos.
El guarda firma de Néstor Kirchner, el actual diputado nacional Carlos "Cuto" Moreno, arquitecto del kirchnerismo de la sexta sección electoral quedó a "mitad de camino" en la tarea encomendada por la Casa Rosada de "cerrar" la sección, donde en el propio oficialismo creen (temen) que el FpV podría salir "tercero" en la legislativas de junio próximo.

Las dadivosas inversiones que la Rosada destinó a un amplio número de municipios parecen no garantizar el rédito político que algunos operadores imaginaron. Uno de los casos más resonantes se da en Tres Arroyos, donde su intendente insistirá en mantenerse en el Vecinalismo aún cuando la ciudad recibió un "megaplan" de obras por más de 200 millones de pesos.

"Dicen que voy a ‘pegar’ la lista –del vecinalismo- al FpV. Son puros disparates a los que no se le puede dar importancia", dijo, directo, el intendente de ese distrito, Carlos Sánchez, tras reconocer que no puede, en la actual circunstancia, no recibir dinero para obras "porque lo manda una persona de tal color político".

"Tenemos la suerte que han ofrecido las obras, las recibimos y punto", remarcó el jefe comunal. Los dichos Sánchez, fueron leídas como un cachetazo al a posibilidad que el propio Moreno ‘vendió’ a principios de este año: la posibilidad de que el vecinalismo unifique candidaturas con las listas del FpV.

Más aún, las abultadas transferencias al distrito de fondos frescos no alcanzó, si quiera, para contener la fuga de las filas oficialistas al armado opositor referenciado en De Narváez y Felipe Solá: en Tres Arroyos, los tres concejales del PJ anunciaron retirada al refugio del PJ disidente.

Y parece -según publica el portal Infocielo- que el comportamiento podría ramificarse por los demás distritos vecinalistas de esa sección del sur bonaerense.

En ese marco, parece naufragar la estrategia de "repartir fondos" pergeñada a principio de año con la idea de amontonar al vecinalismo con el FpV en una sola oferta electoral. Una jugada elucubrada, además, para contrapesar el peso de Bahía Blanca en el armado seccional.

En el corazón del kirchnerismo, entienden que sólo la "falsa candidatura" del intendente de Bahía Blanca, Cristian Breitenstein como cabeza de la lista. podría sacar al frente del Gobierno de una "derrota humillante", algo que muchos creen improbable.

Comentá la nota