En un complejo turístico llenaban el tanque con agua de la piscina

El municipio de Colón realizó la clausura preventiva del alojamiento ante la denuncia de un turista. Tampoco tenía habilitación para funcionar.
La Municipalidad de Colón clausuró un alojamiento de la zona norte de la ciudad donde con agua de la piscina llenaban el tanque para consumo. La medida se tomó ante una denuncia efectuada ante la Dirección de Turismo por un turista que se encontraba con su familia en ese alojamiento, ubicado en calles Paysandú y Lavalle.

El turista manifestó que en ese lugar el agua no era apta para el consumo y ocasionaba problemas de salud en algunos integrantes de la familia. "Llenaban el tanque de agua con el agua proveniente de la piscina, impulsada por una bomba", afirmó el damnificado.

La Municipalidad ordenó realizar las actuaciones administrativas correspondientes, hacer las constataciones en el lugar a través de personal de Inspección General, tomar muestras y proceder a la clausura preventiva del complejo turístico.

El alojamiento, además, se encontraba sin la habilitación municipal. Allí se colocaron las fajas de clausura y las actuaciones fueron remitidas al Juzgado de Faltas con el fin de que aplique las sanciones y medidas que correspondan.

El municipio exhortó a los prestadores de servicios turísticos a que realicen los trámites de habilitación municipal correspondientes, a los efectos de brindar a los visitantes servicios de calidad y respetar la normativa vigente.

Asimismo, la Municipalidad reiteró a los turistas la recomendación de que se alojen en lugares habilitados, y que exijan que se exhiba la Oblea de Habilitación Turística, de color celeste. Si el lugar no cuenta con este requisito se debe hacer la denuncia en la oficina municipal de Turismo en forma personal o telefónicamente al (03447) 423000 o al teléfono de Inspección Municipal (03447) 423560.

Comentá la nota